Por Cristofer García
12 agosto, 2020

Lizzy Willis no solo lo ha dado todo por su país, ahora quiere también representarlo en belleza. Esta joven de 22 años ya pasó a la etapa de semifinales.

Una enfermera en Inglaterra se ha postulado al concurso nacional de belleza de su país, con altas expectativas de ganar. Lizzy Willis quiere tomar un descanso de batallar contra la pandemia de COVID-19 y en cambio alzarse con al victoria en el certamen.

Esta joven de 22 años ha trabajado largas jornadas en medio de esta emergencia sanitaria y luego de una noche de casi no poder dormir atendiendo pacientes, se postuló al concurso. No es solo una heroína para su país, sino que también quiere representar a su nación como la mujer más bella.

Lizzy Willis

Ella lo ha dejado todo en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital St Mary’s en Paddington, Londres , desde que empezó el brote de coronavirus en Reino Unido. Sin embargo, supo que quería competir en este certamen, luego de inspirarse en Bhasha Mukherjee, la doctora que ganó el Miss Inglaterra el año pasado.

“Fue realmente muy aleatorio. Un día no pude dormir después de un turno de noche y estaba leyendo algunos artículos de noticias y me encontré con la ganadora anterior, Bhasha Mukherjee, y vi que era médica“, comentó Lizzy a Daily Mail.

Lizzy Willis

“Solo pensé: Oh, podría hacer eso. Eché un vistazo al sitio web y decidí enviar una solicitud y logré llegar a las semifinales”, agregó.

Para cumplir con las estrictas medias de higiene y distanciamiento social, esta atípica edición de Miss Inglaterra, en medio de la pandemia, será a través de videollamadas y en streaming, por lo cual no será necesario que el evento sea presencial.

Lizzy Willis

“La naturaleza remota definitivamente lo ha hecho muy extraño. Tuvimos una prueba el otro día y fue bastante interesante ver a todos en la pantalla. Supongo que cuando estás en persona tienes mucha más libertad con tu lenguaje corporal y cómo te presentas, lo que vistes y eso. Cuando estoy sentada frente a una pantalla, solo tengo una pantalla de teléfono para grabar”, comentó.

Su carrera como enfermera empezó justo cuando la pandemia explotó en su país. Desde entonces ha estado llena de trabajo. “Ha sido el momento más ocupado y loco de mi vida. Recién comencé cuando comenzó esto”, expresó.

Lizzy Willis

Ella sabe que el concurso no será nada fácil, pero tampoco ha sido fácil toda su dedicación en los últimos meses, arriesgando su vida para salvar la de otros. Lizzy no se dará por vencida.

Lizzy Willis

“La competición es algo nuevo para mí, pero también es una nueva forma de trabajar. Es una nueva experiencia para los jueces y para los concursantes, pero todo es muy, muy positivo. Escuchas rumores de que se pone muy competitivo y las chicas son bastante malas entre sí, pero esto ha sido muy, muy agradable. Todos se han unido y apoyado unos a otros”, dijo.

Puede interesarte