Por Ignacio Mardones
23 diciembre, 2015

Se ganaron el aplauso de todas las calles de la ciudad.

Siempre es terrible ver a los niños sufrir enfermedades. Uno pensaría que nada malo debería sucederle a ellos, que son tan inocentes y buenos. Pero la verdad es que son igual o más vulnerables a los problemas de salud. El cáncer ya se ha llevado a muchos pequeños. A pesar de los tratamientos y cuidados de especialistas, algunos simplemente no pueden vencerlo.

Captura-de-pantalla-2015-12-23-a-las-15.32.56
ABC

Finley Brown, una niña de 6 años, tenía un cáncer al hígado y fue sometida a varias sesiones de quimioterapia para combatirlo. Afortunadamente hubo mucho gente que la acompañó en ese difícil proceso. Sus padres estuvieron en todo momento con ella. También los bomberos de una estación de su ciudad se hicieron presentes para la última visita al hospital. Los integrantes de la compañía se pusieron de acuerdo y escoltaron a la menor con su camión.

Todos quienes los veían aplaudían, saludaban o gritaban para darle ánimo a Finley. La relación de amistad entre los bomberos y la menor había comenzado en un festival local, cuando ella fue hacia su puesto a conversarles y responder las preguntas que le hacían sobre su enfermedad.

Captura-de-pantalla-2015-12-23-a-las-15.33.32
ABC

«Finley se acercó a nosotros con mucha confianza y no tuvo problemas en mostrarnos sus cicatrices y contarnos sobre por qué no tenía cabello en esa época». 

-Lucas Lambert (bombero)-

Finley y su familia se sienten muy apoyados por el grupo de bomberos. Especialmente ahora que la compañía se ha fijado un nuevo objetivo: realizar una campaña para pagarle a Finley un viaje a Disney

Captura-de-pantalla-2015-12-23-a-las-15.33.56
ABC

Esto los ha hecho pensar de forma positiva. La esperanza es grande y esperan que el cáncer haya sido eliminado por completo

Captura-de-pantalla-2015-12-23-a-las-15.34.11
ABC

¿Qué te pareció el gesto de estos bomberos?

Puede interesarte