Por Felipe Costa
18 enero, 2021

Lai Chi-Wai quedó en silla de ruedas hace exactamente de 10 años tras un accidente en motocicleta cuando se proclamaba 4 veces campeón de escalada en roca. Tras la lesión se ha esforzado mentalmente por demostrarse a sí mismo que su condición no lo limita a nada.

Caer y volver a levantarse nos permite, como personas, superar nuestras condiciones y volvernos más expertos. Pero hay veces en que aquellos que caen no logran volver a ponerse de pie, en el término literal de la palabra, pero sí logran hacerlo mentalmente. Lai Chi-Wai es un escalador profesional que hace diez años sufrió un grave accidente que lo dejó para siempre en silla de ruedas y hoy, redime su pasado.

chiwaicia

El pasado fin de semana, Lai Chi-Wai logró escalar 250 metros de la famosa Torre Nina en Hong Kong usando su silla de ruedas. El desafío no era fácil ya que solo tenía sus brazos para ascender, obligado a cargar su propio peso y el de la silla. Su mente fue su mayor aliada.

El ascenso duró 10 largas horas en un evento que planeaba recaudar la suma equivalente a $600.000 dólares para pacientes de médula espinal. Pero el hongkonés se quedó a 50 metros de la cima.

South China Morning Post

El difícil trabajo para sostenerse y escalar no fueron suficientes y el cuerpo físicamente quedó corto ante la determinación de cumplir su sueño. La sobrecarga podía poner en riesgo su vida, pese a estar bien afirmado al sistema de poleas, y tras meditar lo suficiente, se comunicó con el equipo para desistir.

No obstante el objetivo estaba cumplido, se recaudó el dinero suficiente para ayudar a aquellos pacientes que aún puedan tener una segunda oportunidad, lo que emocionó a Lai. Este evento benéfico se llevó a cabo justo a 10 años de que el hombre quedara parapléjico luego de un accidente en motocicleta. Desde ese entonces se prometió volver a escalar sin dejar que su condición lo limitara.

Antes de quedar en silla de ruedas, Lai Chi-Wai fue campeón cuatro veces de Asia en escalada en roca, llegando a quedar octavo a nivel mundial.

Chi-Wai asegura que esto no es una derrota, que escalar le permite soñar y por lo mismo seguirá practicando deportes porque no cree que nada lo limite. Dice además que escalar lo hace “olvidar su discapacidad” y de esa forma disfrutar la vida.

Puede interesarte