Por Camilo Morales
7 septiembre, 2021

Luis Alberto Quiñónez, de 25 años, terminó recientemente su carrera de docente y pudo hacer su primera clase en un colegio. El joven, que además estudia Ciencias Políticas y Derecho, dijo que recibirá sus diplomas con su disfraz.

A lo largo del mundo existen muchas personas que deben realizar grandes esfuerzos para poder costear su educación y cumplir ciertos sueños, como titularse de alguna carrera deseada. Es por eso que hay personas que recurren a trabajos en paralelo a sus estudios, algo que puede generar mucha presión.

Cronica/Rodrigo Valdez

Ese fue el caso de Luis Alberto Quiñónez, un joven de 25 años, proveniente de Paraguay, que se hizo conocido por costear tres carreras universitarias vendiendo y reparando pelotas en medio de la carretera, según informó el medio Última Hora.

YouTube ParaguayCom

Desde los 13 años que se dedica a ese oficio, pero con los años Luis se fue dando cuenta que su verdadero sueño estaba en la universidad. “Así empecé y, sin darme cuenta, me estaba preparando para el futuro. Terminé el colegio y luego todo cambió para bien“, dijo al medio EXTRA.

El joven tenía tanta motivación por poder entrar a la universidad y estudiar para ser profesor, cientista político y abogado, que se decidió por comenzar su negocio propio. Y para poder atraer clientes se disfrazó de uno de los personajes más importantes de la televisión latinoamericana: el Kiko del “Chavo del 8”. 

YouTube ParaguayCom

Luego de años de sacrificio y de poder equilibrar su trabajo con sus estudios, Luis logró terminar su carrera docente y conseguir dictar su primera clase como profesor auxiliar en un colegio de su ciudad. Ahora falta que termine sus otras dos carreras, Ciencias Políticas y Derecho.

Luis explicó que el traje con el que salió a la calle a vender le sirvió para acaparar la atención de los medios y de sus clientes, por lo que gracias a eso pudo obtener más ventas. “A ese traje le debo todo y gracias a él ahora soy un profesional“, explicó.

Alberto García

Es por eso que cuando tenga que recibir su título universitario, lo hará vestido como Kiko.

Pero los sueños de Luis no se limitan solo a su educación, sino que también espera poder ser un aporte para su comunidad. Es por eso que es candidato a concejal, cuyo programa está orientado a la educación de los jóvenes, las becas universitarias y la ayuda hacia los adultos mayores.

Ultima Hora

Mientras espera por su título y por finalizar las carreras universitarias que le quedan, Luis sigue atendiendo su negocio, el cual se ha ampliado. Ahora ha podido contratar a dos jóvenes, quienes lo ayudan a lograr equilibrar su día a día entre los estudios y su vida laboral.

Puede interesarte