Ella parpadeaba ante la letra que quería decir y con el tiempo establecimos agilidad para formar palabras y oraciones”, explicó Valderlize Dalgalo, profesora de servicios educativos especializados que acompañó a Elaine Dos Santos por 6 años hasta terminar sus estudios.

Hay personas que a pesar de lidiar con un montón de obstáculos no se rinden y hacen hasta lo imposible para conquistar sus sueños. Así es el caso de Elaine Luzia dos Santos, una joven estudiante de Paraná, Brasil, quien luego de sufrir un derrame cerebral, retomó su carrera universitaria y recientemente se graduó como médica.

Tuvo esta complicación de salud en 2014, cuando cursaba el tercer año de medicina y terminó con su cuerpo totalmente paralizado, sin poder ni siquiera hablar, solamente podía mover sus ojos.

Familia Dos Santos

Sin embargo, ahora en 2022 finalmente finalizó sus clases en la Universidad Estatal del Oeste de Paraná, a los 33 años de edad, según reseñó Folha de Sao Paulo. Para poder estudiar de nuevo necesitó del apoyo de una tablet.

“Ella parpadeaba ante la letra que quería decir y con el tiempo establecimos agilidad para formar palabras y oraciones”, relató Valderlize Dalgalo, profesora de servicios educativos especializados vinculada a la universidad, quien acompañó a Elaine los siguientes 6 años que le tomó terminar sus estudios.

Y es que, la joven solo tenía la limitación de responder las preguntas y comunicarse, porque podía escuchar y entender con normalidad. Es por ello que necesitó del apoyo de Dalgalo para las actividades prácticas.

Familia Dos Santos

“Primero decimos la línea. Si la letra que quiere está en esa línea, ella parpadea. Luego decimos las letras de esa línea y ella vuelve a parpadear, formando las palabras“, explicó Dalgalo.

Con el tiempo la joven recobró un poco la movilidad de sus labios, pero de resto necesita de apoyo tecnológico para comunicarse. “Probé un software que me permitía navegar por internet, pero se estropeó y no se puede arreglar, así que todavía necesito ayuda para comunicarme“, dijo la joven, a través de mensajes de WhatsApp y ayudada por su familia.

Hasta ahora el caos de Elaine es único en su país y probablemente en el mundo, según resaltó el coordinador del curso, Alan Araújo. “Ella no se privó de ninguna actividad de formación médica. Simplemente no puede realizar un examen físico a la paciente, pero puede escuchar los informes y hacer la evaluación porque no hay un déficit cognitivo“, dijo.

Familia Dos Santos

Por todo ello, amigos y familiares han estado a su lado para apoyarla.”Elaine es sensible, humana, brillante. Estudia mucho, es concentrada, nunca falta, no importaba si la clase terminaba a la 1 am, el otro día a las 7 am estaba ahí”, dijo su amiga Elaine Lima.

Puede interesarte