No se dejó intimidar y creó una comunidad de limpiadores con la que se hizo famosa y ganó numerosos premios y reconocimientos.

Todos los niños tienen sueños. Si bien algunos esperan obtener cosas materiales o vivir divertidas experiencias, hay otros, como Nadia Sparks, de 13 años, que sueñan con el bien común y solo buscan formas de cambiar y mejorar el mundo.

Resulta que la pequeña de Norwich, Inglaterra, se volvió consciente del impacto de la basura para el planeta y a su corta edad se comprometió a aportar de alguna forma, así que todos los días durante su camino a la escuela, recogía la basura que encontraba a su paso.

Así, desde que comenzó con la iniciativa, ha recogido más de 1100 litros de basura, siendo luego gran parte de ella reciclada.

Instagram @teamtrashgirl

Pero no faltan aquellos que ven en lo positivo de otros oportunidades para dañarlos… y apenas los acosadores de la escuela notaron lo que hacía Nadia, comenzaron a burlarse de ella apodándola «niña de la basura».

Instagram @teamtrashgirl

Nadia obviamente no se dejó intimidar, y en su lugar abrazó el término como algo positivo, sintiéndose como una superhéroe. Incluso fundó una página en Facebook llamada «Team niña basura» donde anima a otros a seguir sus pasos y a unirse en la lucha por mejorar el mundo, incentivándolos a compartir imágenes de sus recolecciones.

Y este fue parte del resultado:

Facebook @TeamTrashGirl
Facebook @TeamTrashGirl
Facebook @TeamTrashGirl
Facebook @TeamTrashGirl
Facebook @TeamTrashGirl

«Quería encontrar una manera de ayudar a todos a apoyarse unos a otros, para ayudar a solucionar los problemas del planeta antes de que sea imposible de arreglar«, escribió. «Así que, por favor, trata de recoger 3 pedazos de basura hoy. Muéstrenos lo que han encontrado. Apoyémonos unos a otros para hacer del mundo un lugar mejor «.

Pero jamás imaginó los alcances que tendría su positiva iniciativa. Pronto se convirtió en embajadora del Fondo Mundial para la Naturaleza, la más grande organización conservacionista independiente en el mundo y ganó un montón de premios y reconocimientos internacionales.

¡Incluso la retrataron en dibujos animados!

Instagram @creativenation

Pero todo eso en lugar de hacer que sus compañeros comenzaran a valorarla, solo les aumentó su envidia. Tanto, que a la chica le arrojaron vasos de jugo en el rostro, le mostraron cuchillos e incluso la golpearon, lo que hizo que la policía tomara cartas en el asunto y Nadia tuviera que cambiarse de escuela.

Afortunadamente llegó a Reepham High, una escuela donde la pequeña se encontró con un maestro que no podía ser más perfecto: Matt Willer, a quien conoció tiempo antes cuando ambos habían sido nominados para un premio ecológico.

RHS

«Había oído hablar del increíble trabajo que estaba haciendo recolectando basura y cómo, muy tristemente, estaba siendo acosada porque estaba haciendo algo diferente. Esto me afectó mucho y le preguntamos a Nadia si quería venir y echar un vistazo a nuestra escuela» contó el maestro a la BBC.

Lo cierto es que ahora está feliz, cómoda y encontró su lugar. Incluso todos los alumnos quieren trabajar con ella, pues valoran su iniciativa y el excelente ejemplo que es para cuidar el planeta.

Puede interesarte