Por Alvaro Valenzuela
8 septiembre, 2015

Los que menos tienen a veces son lo que menos anhelan.

Un chico de Sevilla se paseó por las calles de la ciudad preguntándole a la gente cual sería su deseo si pudiese elegir cualquier cosa de este mundo. En un principio la gran mayoría de las personas optaba por bienes materiales como coches lujosos, dinero, tierras, máquinas fabulosas y muchas otras cosas. Entonces, Charlie, el entrevistador, decidió hacerle la misma pregunta a personas de menos recursos de la ciudad como hombres y mujeres sin hogar, por ejemplo. Sus respuestas son tan increíbles que te darás cuenta que  muchas veces los bienes materiales nos ciegan:

httpv://youtu.be/sI_Gbd19YEw

Me llamó mucho la atención cómo al final los que menos tienen son los que valoran las cosas más importantes. ¿De qué sirve tanta riqueza si no hay nadie con quién compartirla?

Puede interesarte