Por Camilo Morales
10 septiembre, 2021

Arely Vieira, de 36 años, fue abusada por su tío cuando era adolescente. De ahí en adelante prometió que iba a cuidar de los niños vulnerables. “Me motivó pensar que muchos niños con discapacidad son invisibles al perfil de muchos”, dijo.

Hay mujeres en el mundo que son capaces de hacer todo por sus hijos. Y también existen aquellas que adoptan y logran integrar a niños que han tenido que sufrir, queriéndolos como si fueran uno más de sus hijos. 

Ese es el caso de Arely Vieira, de 36 años, una mujer brasileña que es madre de tres hijos, entre los que se encuentra Samuel, un pequeño del espectro autista. Sin embargo, sabía que podía dar aún más amor y decidió adoptar a dos niños más, Elizabeth y Paulo, quienes tienen capacidades diferentes, según informó Razoes Para Acreditar.

Arely Vieira

Pero esta decisión no fue tomada de repente, ya que Arely tiene una historia de vida muy dura, que la ha hecho reflexionar sobre aquellos niños que no son queridos y necesitan de una red de apoyo familiar.

Arely fue abusada cuando tenía 16 años por su tío, lo que le generó un gran trauma. De ahí en adelante se dio cuenta que ella podía ayudar a aquellos menores de edad que estén pasando una situación parecida que ella y que fueran vulnerables.

Arely Vieira

Fue el peor momento de mi vida, estaba física y emocionalmente destruida. Fueron años de mucho dolor, hasta que un día, no pude soportarlo más“, contó la mujer.

Tuvieron que pasar algunos años para que Arely pudiera superar ese momento oscuro de su vida, hasta que tuvo a sus hijos. Ella explicó que creía en “el potencial de cada niño, que con estímulos diarios se desarrollará, tendrá más autonomía e independencia. Yo creo en los niños“.

Arely Vieira

Fue así como, a través de su ayuda a niños vulnerables, ella también pudo sanar. “Me motivó pensar que muchos niños con discapacidad son invisibles al perfil de muchos. Niños maravillosos, que necesitan mucho amor, que aportan luz“, explicó.

A pesar de que ella intenta con todas sus fuerzas criar a sus cinco hijos, con su situación económica es complicado. Ella y su esposo pasan por momentos difíciles y muchas veces no tienen dinero para costear los tratamientos y las rehabilitaciones. De hecho, han sentido que falta mucho en la sociedad para que se genere una verdadera inclusión. 

Arely Vieira

Aún así, no se detendrá por lograr que a sus hijos no les falte nada, y al final del día sabe que los esfuerzos no son en vano. “Esa dulce sonrisa que se abrirá cuando te vea, los ojitos fijos en ti, el cálido abrazo que recibirás en todo momento (…) Mi mayor felicidad es hacerlos felices“, cerró la mujer.

Puede interesarte