Por Elena Cortés
3 abril, 2017

El amor lo puede todo.

El amor lo puede todo, y la foto de estos dos abuelitos lo comprueba por completo. Cuando un hombre se encontraba en un local de hamburguesas y se percató de esta pareja, pensó que simplemente eran dos ancianos disfrutando de una noche romántica. Pero, cuando volvió a mirarlos se dio cuenta de la triste realidad: la señora sufre de alzheimer y no recordaba cómo comer, por eso el señor la estaba ayudando. Definitivamente, en las buenas y sobre todo en las malas.

Lo que más admiro de las parejas que tienen muchísimos años juntos es la capacidad de haber superado cada obstáculo, de tener la paciencia que se tienen, de la compresión, la lealtad, pero sobre todo el gran amor que los une hasta el final. 

La historia detrás de esta foto se volvió viral después de que la compartieran a través de la página «Love What Matters» en Facebook.

"As I was sitting eating my double cheeseburger at Wendy's, I glanced over at this older couple, and thought 'That's…

Posted by Love What Matters on Friday, February 24, 2017

Mientras que estaba comiendo mi hamburguesa doble en Wendy’s, vi a esta pareja de ancianos y pensé «que tierno». Continué con mi comida. Pero, luego miré otra vez, entre una mordida y otra, y vi que el caballero estaba dándole de comer a su esposa. En toda mi vida, he anhelado un amor así de fuerte. El caballero se levantó de su asiento para botar su comida, y no pude resistir en preguntarle por cuánto tiempo han estado casados su esposa y él. Me miró y me pidió que adivine su edad (…). Después de un par de adivinanzas, me dijo que él tenía 96 años y su esposa, quien sufre de alzheimer, 93 años. También me dijo que en junio estarán celebrando 75 años de matrimonio. Llegar hasta el final con la persona que comenzaste es una de las cosas más gloriosas en la faz de la tierra. ¿Puede una pareja estar más bendecida que eso para que les pase lo que les pasó a ellos? 

Esta pareja está a punto de celebrar 75 años de matrimonio.

Facebook

Y, a pesar de que la señora tenga alzheimer, el amor de su vida no la deja por nada en el mundo, y está a su lado hasta el final. Por eso captar un momento como este es muy especial, porque te demuestra que el amor sincero, puro y leal existe.

Todos esperamos encontrar a nuestra persona ideal.

Un aplauso para estos dos tortolitos, que después de casi 75 años se siguen amando como desde la primera vez que lo supieron. 

¿Qué opinas sobre esto?

Puede interesarte