Por Felipe Costa
23 diciembre, 2020

La pequeña Summer vivió dos años en hospitales y tanto ella como su familia saben lo difícil que es llevar la enfermedad. Estas navidades recorren la región completa intentando devolver un poco de alegría a todos los niños que la necesitan.

En el mundo se diagnostican al año unos 300 mil casos de niños con cáncer, esto según cifras de la OMS. Un número preocupante que nos refleja la gran batalla que combaten los jóvenes desde muy temprana edad. Se trata de miles de familias en todo el planeta que deben aprender a transformarse en los máximos pilares de vida de aquellos afectados. Una situación dura para quien sea que la enfrente.

NBC

Pero que mejor noticia que superar la enfermedad, sobresalir y vencer todo pronóstico, sin duda se transforma en un aprendizaje de vida que permite llegar a valorarla al máximo. De esto sabe muy bien la pequeña Summer Grace Cernoch, una niña de tan solo 6 años que superó la leucemia y hoy se encarga de devolverle la alegría a todo aquellos niños que padecen de cáncer, cuenta la NBC.

Este año, Summer quiso hacer de su Navidad algo diferente. El sentimiento de entregar paz y alegría la llenó de tal forma que ha pasado estas semanas visitando a niños diagnosticados de cáncer para entregarles regalos.

NBC

La niña fue diagnosticada a sus 3 años con la enfermedad, teniendo que pasar hasta los 5, la mayoría del tiempo en salas de hospital y quimioterapia. Fueron tiempos que la familia sufrió mucho pues los diagnósticos no eran concretos y dependían de qué tanto tratamiento podía soportar la pequeña Summer.

Tras recuperarse completamente, la niña y su madre crearon una fundación encargada de apoyar a niños que estuviesen pasando lo mismo. El objetivo es alivianar la carga emocional que puede vivirse en este trayecto tan largo y doloroso, entendiendo la posición de quien lo sufre y de las familias que comparten el dolor.

Es así como Summer junto a su madre han ido recorriendo la región en búsqueda de niños con cáncer para hacerles un regalo navideño por medio de donativos de la comunidad, un gesto que si bien no los curará, les entregará alegría, que se transforma en energías, muy importante durante el proceso de terapia.

NBC

Summer y su familia piensan más adelante comenzar un programa de becas de música para pacientes con cáncer y así llegar de distintas maneras a la comunidad.

Puede interesarte