Por Macarena Faunes
10 julio, 2019

Ignacio no tenía dinero para completar todo el álbum, pero dos entidades juntaron sus fuerzas y le regalaron todas las láminas que necesitaba. Además, se sacó una foto con la Copa América.

Los niños son fanáticos del fútbol. Comparten los nervios ante un partido como cualquier otro hincha, se ponen nerviosos cuando el marcador juega a favor de sus rivales y quieren todos accesorios que puedan de su equipo favorito. No es necesario tener mucho dinero para cumplir este objetivo. A veces, sólo basta con la imaginación.

A Ignacio le regalaron el álbum La Roja, el que junta las mejores imágenes de los futbolistas chilenos, y quería llenarlo a como de lugar. Sus padres quedaron cesantes, por lo que no podían gastar dinero en láminas.

En Cancha.

Para no preocuparlos más, el menor dibujó cada espacio que le faltaba con la fotografía correspondiente, siendo la del deportista Arturo Vidal, la que Carolina, su madre, viralizó en Twitter.

«A mi gordito le regalaron un álbum de fútbol y me preguntó si podía comprarle las láminas. Le expliqué que estando cesante habían gastos que no podía hacer y él que es tan adorable ni insistió. Hoy me encuentro con esto. Quiero llorar». 

-Carolina, madre de Ignacio, en Twitter-

Twitetr @nina_rubylips.

Panini, marca encargada de comercializar la libreta, se enteró de este gesto y junto con el Sindicato de Futbolistas Profesionales (SIFUP), cumplieron el sueño de Ignacio y le regalaron todas las láminas que él necesitaba y completó su álbum. Pero no tan sólo eso, ya que le llevaron la mismísima Copa América a su casa para que se fotografiara con ella.

«Cómo no emocionarse con la historia de Ignacio. Junto a Panini cumplimos el sueño de esta hermosa familia y este pequeño ya tiene álbum completo y foto con la Copa América».

-Twitter Sindicato de Futbolistas Profesionales (SIFUP)

Twitter Sindicato de Futbolistas Profesionales (SIFUP).

Al ver lo feliz que hicieron a su hijo, Carolina agradeció tan noble gesto en internet. «Jamás pensé que le llegaría tanto cariño a mi gordito», escribió.

Twitetr @nina_rubylips.

La inocencia de los niños es uno de los sentimientos más puros que existen. Ellos no necesitan dinero para ser felices, ya que utilizando su imaginación pueden crear su propio mundo.

 

Puede interesarte