Por Constanza Suárez
26 noviembre, 2018

Kendrick Brown, de tan solo 7 años alentó a toda su familia a pasar el día festivo ayudando a los más necesitados.

Las celebraciones como Navidad y Acción de Gracias pueden sacar a relucir lo mejor y peor de las personas. Algunos podrían volverse egoístas, ambiciosos, solo pensar en lo material, pero otros derrochar generosidad y empatía. Deberíamos aprender de ellos.

Un niño de tan solo siete años, llamado Kendrick Brown insistió a su familia en hacer algo significativo para ayudar a otros durante su cena de Acción de Gracias de este año. Él quería algo más que solo sentarse a comer y agradecer por los beneficios que puede disfrutar de la vida.

Según CBS13, el pequeño quería repartir hamburguesas de McDonald’s, por lo que su hermana, madre y padre decidieron apoyarlo en su cruzada. Compraron bolsas de hamburguesas y fueron donde personas sin hogar en Sacramento, Estados Unidos.

Demetrius Williams, el padre de Brown, dijo a CBS que intentan inculcar buenos hábitos y amabilidad en sus hijos, y ayudarles a ver qué pueden y deben dar de sí mismos y de su tiempo.

CBS Sacramento

Cuando le preguntaron a Kendrick por qué estaba en el lugar, él respondió: “Para ayudar a la gente”. Sacaba hamburguesas de su bolso, listo para dárselas a los más necesitados. No le importó que fuese muy temprano en la mañana, ni menos el frío, el niño estaba más que decidido a pasar su día de Acción de Gracias ayudando.

¡Por más gente como Kendrick en el mundo!

Puede interesarte