Por Cristofer García
16 septiembre, 2020

“No quiero ausentarme señorita. Traeré a mi hermana de un año, porque mi abuela tiene que trabajar en la granja y nadie se puede quedar a cuidarla”, dijo.

Hay quienes tienen sus metas muy claras desde una edad muy temprana. Así es el caso de Justin, un niño de 7 años que se ha decidido a terminar la escuela a pesar de las dificultades en su hogar. De hecho, el pequeño se lleva a su hermana menor al colegio para cuidarla, ante la falta de algún adulto para hacerse cargo.

El chiquillo asiste al Salvación Elementary School, en Filipinas, y despertó la admiración de todos en su país en 2018, luego de que su maestra hiciera viral una fotografía de él con su hermanita sentada en piernas, mientras asistía a una clase.

Mam Lei

A pesar de que es un suceso de hace dos años, sigue causando empatía por la motivación de este pequeño, a quien parece que nada lo va a detener. De hecho, según reseñó el medio local KCMP News, Justin en ese momento afirmó a estar decidido a continuar sus estudios sin importar los obstáculos.

“No quiero ausentarme, señorita. Traeré a mi hermana de un año, porque mi abuela tiene que trabajar en la granja y nadie se puede quedar a cuidarla”, dijo el niño.

Unsplash

La profesora del pequeño, Mam Lei, quedó sorprendida al ver el alcance que tuvo la fotografía, cuya intención era demostrar el esfuerzo que pueden hacer algunos niños para mantener sus estudios al día.

Unsplash

Desde que se volvió una tendencia en este país asiático, Justin se ha convertido en el ejemplo de muchos. Él es un caso más de las familias que se ven afectadas por la falta de recursos y las cuales no pueden cuidar de sus hijos correctamente, debido a la búsqueda constante de ingresos económicos.

Unsplash

Así como sucedió en este caso, se han visto más niños en este país en la misma condición. Son los hermanos mayores quienes a veces deben asumir los roles de paternidad, ante la ausencia de adultos.

Puede interesarte