Por Cristofer García
8 abril, 2021

“Sé que es difícil criar a un hijo, pero también sé lo que es ser hijo único, siempre me he sentido muy solo. Tendremos otro pronto, a finales de este año. Volvería a pasar por todo esto”, dijo Rodrigo Brayan da Silva.

Quienes pertenecen a la comunidad LGTBI merecen los mismo derechos que el resto de la sociedad. Por eso, no caben prejuicios cuando parejas trans deciden procrear y traer a un niño al mundo, como lo hizo este padre trans en Brasil.

Rodrigo Brayan da Silva, de 33 años, se encontraba en su proceso de cambio de género, pero eso no le impidió desarrollar un embarazo natural.  “Siempre imaginé cómo sería su rostro, pasamos nueve meses anticipándonos a ese momento”, comentó Rodrigo en conversación con G1.

Rodrigo Brayan da Silva

Este padre llevó en su vientre a su pequeña hasta dar a luz el pasado martes, 6 de abril, en la localidad de Montes Claros , al norte de Minas Gerais. “Valió mucho, porque hoy tengo la familia con la que siempre soñé y eso no tiene precio. Quiero estar siempre presente, cambiar pañales, bañarla”, dijo.

La madre de la pequeña es Ellen Carine da Silva Maciel, una mujer trans de 25 años, quien estuvo al lado de Rodrigo durante todo el proceso. “Tenía 39 semanas y debía nacer el día 12. Nos tomó por sorpresa cuando llegamos al hospital y descubrimos que la bolsa se había reventado”, expresó Ellen.

Rodrigo Brayan da Silva

“Era necesario tomar medicación para inducir el parto y empezaron las contracciones“, agregó. De esta forma llegó la pequeña Izabella Victoria.

Rodrigo Brayan da Silva

“En cuanto nace la bebé, se coloca para tener contacto con el cuerpo humano y decidimos que el contacto sería conmigo, que yo soy la madre. Fue directo a Rodrigo hasta que le cortaron el cordón umbilical, luego vino a mis brazos y se quedó conmigo una hora. Todo lo que estaba sucediendo parecía un cuento mágico, el personal del hospital era increíble. Solo salieron lágrimas“, contó la madre.

Rodrigo Brayan da Silva

Mientras, Rodrigo dijo que “poder abrazarla por primera vez fue un alivio” y resaltó que “solo pensamos en irnos a casa, conocer su rincón y darle mucho cariño y atención“.

Rodrigo Brayan da Silva

“Quería ser el padre que nunca tuve para mi hijo. Sé que es difícil criar a un hijo, pero también sé lo que es ser hijo único, siempre me he sentido muy solo. Tendremos otro pronto, a finales de este año. Volvería a pasar por todo esto “, añadió Rodrigo.

Puede interesarte