Por Luis Lizama
31 julio, 2020

Su experiencia les ha hecho entender que la vida es para disfrutarla. Vivimos a un ritmo frenético, donde no hay tiempo para cosas sencillas, para abrazarnos y amar. Ellos nos están dando una lección.

La vida es para vivirla. Cada día debemos disfrutar del regalo que significa estar vivos, porque lamentablemente no sabemos cuándo llegará nuestro último día. Una caminata por la arena, un abrazo de mamá o una tarde en el parque, son cosas sencillas que muchas veces no valoramos y que después extrañamos.

Esta pareja de ancianos nos da una cátedra de cómo disfrutar de la vida. Fueron captados bailando en la orilla del mar, en una playa desierta. Es una escena conmovedora, que nos muestra a dos personas siendo felices, algo cada vez más difícil de ver.

Se miran, se toman de la mano y se mueven como si estuvieran en la pista de baile. Sin música, solo con el romántico sonido del océano. Esto es amor, esto es disfrutar la vida y vivir cada momento.

La imagen de estos dos ancianos se ha vuelto viral en muchas redes sociales. Han conmovido a miles de usuarios, en lo que parece ser una playa de Carolina del Sur, Estados Unidos. El único testigo del momento fue la puesta de sol y el hombre que grabó el vídeo .

Créditos Tiktok Ryan Privette.

Aprovecharon la ausencia de bañistas, la quietud del paisaje y se demostraron todo el amor que se tienen el uno al otro.

El autor del registro se llama Ryan Privette, quien vive justamente cerca de la playa. El hombre contó a medios locales que estaba descansando en la terraza de su departamento, cuando se dio cuenta de la tierna escena y no dudó en grabar a los enamorados.

Créditos Tiktok Ryan Privette.

El vídeo ya tiene miles de reproducciones en redes sociales, con muchísimos comentarios de otros usuarios, enamorados con la actitud de estos abuelos. Al parecer, lo que bailaban sería un rock de los años 70, tal como indicaron medios locales.

De momento se desconoce la identidad de los ancianos, pero lo cierto e importante, es que nos están dando una lección de vida.

Créditos Tiktok Ryan Privette.

Muchas veces vivimos a un ritmo frenético, que nos desgasta y nos hace daño. Vivimos para trabajar y nos olvidamos de las cosas sencillas, que nos hacen felices, ignorando incluso a nuestros seres queridos. Tal como estos ancianos, debemos mirar lo realmente importante, darnos un segundo y volver a enamorarnos de la vida.

Puede interesarte