Por Daniela Morano
28 noviembre, 2017

No podía dejar llorar.

Hace tres años atrás, Peter Coukoulis regresó a su casa en Florida tras servir a la marina estadounidense. Al regresar a su vida como civil, tuvo que lidiar con trastorno de estrés post traumático y sufría constantemente de ansiedad, depresión, insomnio, e tenía flashbacks de su tiempo sirviendo al ejército.

Fue por este motivo que tuvo muchos problemas para reajustarse a su vida normal. Su madre vio lo difícil que estaba siendo la vida de su hijo, por lo que pensó que quizás había algo que podría hacer para ayudarlo.

Unas semanas antes de navidad, toda la familia se reunió en la cocina y le entregaron una caja con una gran cinta roja. Coukoulis pensó que sabía lo que habría dentro de la caja, pero estaba muy equivocado.

Cuando la abrió, vio un pequeño cachorro ansioso por salir y conocer a su nuevo dueño.

Dena, su madre, le dijo a Caters que “el cachorro ya ha cambiado mucho la vida de Peter, lo ha hecho más feliz luego de 3 años muy difíciles”.

En el video puedes ver su increíble reacción.

No te lo pierdas

Te puede interesar