Por Camilo Morales
4 octubre, 2021

Las clases las realiza en el patio de una de las casas de sus estudiantes. “Allí todo es muy difícil porque no hay acceso a internet y las conexiones son muy malas”, comentó Mateus Barbosa, que sacó 980 puntos en la Enem de Brasil.

En muchos países poder rendir correctamente las pruebas de admisión a la universidad significa mucha presión y estrés para los estudiantes, ya que deben esforzarse y prepararse muy bien si es que quieren quedar en la carrera que quieren.

Pero hay alumnos que a pesar de tener que pasar por esa complicada etapa y sufrir por la presión de forma individual, prefieren compartir ese conocimiento para que las generaciones venideras puedan tener éxito y se preparen de forma correcta. 

Pixabay

Mateus Barbosa, un joven de 19 años, destacó en el año 2020 por ser uno de los estudiantes que consiguió la máxima puntuación en la prueba de redacción del Examen Nacional de Bachillerato (Enem), un examen que realizan los estudiantes de educación secundaria en Brasil.

Este joven, proveniente de Amapá, quiso aportar con su grano de arena enseñando gratuitamente a los alumnos de esa zona, para que puedan prepararse para la prueba de redacción.

Mateus Barbosa

Según información de Diario do Amapá, fue el único estudiante del estado en obtener esa puntuación en la Enem. “Hoy llevo los conocimientos adquiridos a la comunidad de Cruzeiro, donde hay alumnos que inscribí para que puedan tomar el Enem. Allí todo es muy difícil porque no hay acceso a internet y las conexiones son muy malas“, contó Mateus.

El estudiante explicó que todos los fines de semana sale de su natal Amapá para viajar hacia el interior y enseñar a los jóvenes de la comunidad. Además, explicó que no les cobra a los alumnos ni a sus familias, ya que sabe “lo difícil que es estudiar. Es un bien que hacemos para esta gente“.

Mateus Barbosa/Diario do Amapá

Su material de estudio, con el cual obtuvo el puntaje de 980, lo hizo recopilando clases online de distintos canales de YouTube, de donde tomaba apuntes en su cuaderno y rellenaba guías. Ese mismo material es el que utiliza para ayudar a los estudiantes de la comunidad de Cruzeiro.

Mateus no tenía mucho dinero para estudiar, por lo que no pudo inscribirse en un pre-Enem, que son instituciones que se dedican a preparar a los jóvenes para la prueba. “Tuve que estudiar solo en casa y ver videos en YouTube“, aclaró.

Mateus Barbosa/Diario do Amapá

Es por eso que este joven sabe que muchas personas no pueden acceder a internet ni educación en la comunidad donde enseña, por lo que intenta poner todas las herramientas que tiene a la disposición de los niños y niñas de Cruzeiro.

Puede interesarte