Por Monserrat Fuentes
11 abril, 2018

“No puedo evitar sentir que hay algún tipo de plan y propósito para la vida de esa niña: es un milagro sin lugar a dudas”, dijo su salvadora.

Una valiente y luchadora recién nacida ha conmovido a todo un país y al mundo, la pequeña sobrevivió tras ser tirada como basura dentro de un desagüe de agua lluvia, fue dejada allí desnuda y sin ningún tipo de protección junto a una colonia de hormigas rojas, conocidas como hormigas “picadoras”.

Todo ocurrió en la ciudad de Port Elizabeth en Sudáfrica, donde una mujer de 63 años identificada como Charmaine Keevy fue el “ángel salvador” de la pequeña.

Eugene Coelzee

Ella salió de paseo junto a su perro salchicha Georgie, de pronto el animal comenzó a ladrar y hacer ruido junto a un conducto de desagüe, Charmaine pensó que se trataba de un gato atrapado, pero se llevó una gran sorpresa.

En lo profundo del orificio había un bebé abandonado, la mujer no se pudo quedar de brazos cruzados y comenzó a agitar los brazos frenéticamente para buscar ayuda entre los coches que pasaban.

Cornie Viljoen, un hombre de 60 años se detuvo, escuchó el llanto del bebé y sin dudarlo fue a buscar en su auto algo que lo ayudara a quitar el gran trozo de concreto que cubría el orificio de la alcantarilla.

Cornie Viljoen

Viljoen tuvo que bajar dos metros para poder llegar hasta la bebé y en cuanto pisó el desagüe notó que algo le picaba las piernas, miró hacia abajo y vio una colonia de hormigas picadoras que lo atacaba.

“La bebé tuvo suerte de que las hormigas rojas estuvieran más arriba en el desagüe y no abajo en el lugar donde estaba”, dijo Corni a Daily Mail. No sabía si la bebé estaba herida, así que traté de levantarla con mucho cuidado y muy lentamente, y ella era tan pequeña. Solo quería abrazarla por un tiempo, pero sabía que necesitaba ayuda médica urgente”, recordó el hombre.

Charmaine se encargó de llamas a la policía y a urgencias, quienes llegaron rápidamente al lugar para atender a la lactante.

Cornie Viljoen

La pequeña que aún se encontraba con el cordón umbilical fue tratada por hipotermia y llevada al hospital cercano para recibir los cuidados necesarios.

Autoridades revelaron que están investigando el caso y que están recolectando testigos.Existe la posibilidad de que la persona que hizo esto haya venido de fuera del área y haya colocado al niño allí. Estamos pidiendo a los testigos y a la madre de este bebé que se presenten”, dijo la coronel Priscilla Naidu a Daily Mail.

La recién nacida conmocionó a todo Sudáfrica debido a la crueldad y el abandono que tuvo que vivir a tan corta edad. Por eso la llaman un milagro, porque pudo sobrevivir el hostil ambiente en el fue dejada y seguir luchando.

La mujer que la halló, Charmaine Keevy, cree que era su destino encontrar a la niña y que Dios la puso allí para hallarla, “honestamente, creo que estaba destinada por Dios a encontrar a ese bebé, ya que generalmente tomo una ruta diferente en mi caminata con mi perro, pero por alguna razón fui por otro camino. No puedo evitar sentir que hay algún tipo de plan y propósito para la vida de esa niña: es un milagro sin lugar a dudas”, reveló.

Cornie Viljoen

Por ahora todos los esfuerzos están enfocados encontrar un lugar seguro para que la lactante de se recupere. Personal del hospital la llama Grace April y pese a que se contagió con un virus, la pequeña no dará su brazo a torcer.

 

Puede interesarte