Por Valentina Miranda
9 junio, 2022

Un hombre de apellido Chen en Jiangxi (China) supo que su esposa le había sido infiel más de una vez durante su matrimonio, y que sus hijas eran de otros hombres, por lo que se entristeció. La mujer identificada como Yu trató de justificarse y lo criticó por su decisión.

Cuando las personas se casan, juran amarase y cuidarse en los buenos y malos momentos, especialmente ser fieles hasta que la muerte los separe. Una promesa que resulta bastante sencilla para quienes están enamorados, pero lamentablemente no es sinónimo de que una pareja se corresponda.

A muchos les ha pasado que aseguran haber encontrado a la persona indicada para compartir el resto de sus vidas, pero con el paso de los años se dan cuenta de que no ha sido más que una decepción, sufriendo los daños en su corazón. Eso fue lo que le sucedió a un hombre de apellido Chen en China.

Zhihu

Proveniente de Jiangxi (China), Chen ha pasado los últimos 16 años de su vida junto a su esposa de apellido Yu, con quien ha criado a tres hijas. Completamente dedicado a su familia, un día se enteró de que su mujer lo había engañado durante el largo matrimonio que los ha unido.

Al principio nunca sospechó de una infidelidad, pero cuando Yu comenzó a evitar sus llamadas y mostrarse interesada en trabajar fuera de casa, sintió inseguridad, como informó China Jiangxi Radio and Television Network. Así que decidió rastrearla por medio del GPS de su teléfono.

Zhihu

Vio que llegó hasta un hotel, y a la mañana siguiente la descubrió saliendo del lugar con un hombre, con quien tuvo una aventura. Tras conversarlo, la perdonó pero se sometió a una prueba de paternidad que le reveló que su hija era de otro. Trató de no darle mucha importancia y siguieron juntos por el bien de la familia, pero otros exámenes arrojaron que las otras dos tampoco eran de él, una noticia que lo destrozó.

Tras esto, Yu desapareció y Chen no ha podido localizarla. “Ninguna de ellas era mi propia hija”, dijo en una entrevista con el mismo medio.

Zhihu

Chen se encontraba sin consuelo luego de enterarse de la verdad, y ahora busca divorciarse de Yu después de 16 años de matrimonio. Cuando el medio chino logró contactar a la mujer, ella entregó su punto de vista. “No creo que lo haya engañado. ¿Es realmente importante la paternidad biológica? Las parejas que son estériles adoptan niños todo el tiempo”, dijo a la estación.

Además criticó al hombre por su decisión de dar fin al matrimonio. “Por favor, intenta empatizar conmigo. Las tres niñas lo llamaron ‘papá’ durante muchos años, pero ahora dice que no son suyas. ¿Cuál es la diferencia entre él y un animal?”, comentó en la entrevista.

Quienes vieron el momento no tardaron en criticar la actitud de Yu, según South China Morning Post. Hasta un abogado de apellido Zhou de Beijing Zhongchi aseguró que podría solicitar el divorcio “si cree que el comportamiento de su esposa dañó gravemente su relación” y que podría “buscar daños y perjuicios por sufrimiento psicológico”. Además Yu tendría que reembolsarle los gastos por manutención e hijos.

Puede interesarte