Por Antonio Rosselot
10 noviembre, 2020

Kateri y Jay Schwandt (EE.UU) necesitaron 15 intentos para traer al mundo a la pequeña Maggie Jayne, nacida a comienzos de noviembre. Ahora, sus otros 14 hijos deberán aprender a bajar la tapa del inodoro después de usarlo, entre varias otras cosas nuevas para ellos…

El pasado jueves 5 de noviembre, nació uno de los bebés más esperados por el mundo. Bueno, no es taaaan así, pero su familia sí que lo esperaba con ansias.

Resulta que el matrimonio de Kateri y Jay Schwandt —ambos de 45 años y oriundos de Gaylord (Michigan, EE.UU)— estaba muy deseoso de tener una hija, y finalmente lo lograron: luego de dar a luz a catorce hijos hombres, Kateri tuvo a la pequeña Maggie Jayne, primera mujer del clan Schwandt.

AP

La historia de procreación de la pareja se remonta a su etapa de adolescencia, habiéndose conocido en la preparatoria. Se casaron en 1993 y tuvieron a sus primeros tres hijos antes de terminar la universidad.

Los otros hijos de la familia se llaman Tyler, Zach, Drew, Brandon, Tommy, Vinny, Calvan, Gabe, Wesley, Charlie, Luke, Tucker, Francisco y Finley. Ahora, la recién nacida Maggie traerá la cuota de estrógeno que la familia nunca tuvo contemplada.

AP

“Mis padres finalmente fueron bendecidos con la pequeña niña que nunca pensaron tener. Ni siquiera sé si mi mamá tiene ropa color rosa, o cualquier cosa de ese color”.

—Tyler Schwandt, hijo mayor de la familia, a Detroit Free Press—

Los Schwandt ya son conocidos en todo el país por su tremenda prole: cada vez que nacía uno de los chicos, la expectación por saber si finalmente sería niña era compartida por mucha gente. Sin embargo, nunca se lograban las expectativas, dejando de lado la felicidad obvia del momento del parto.

AP

Ahora mismo, los hermanos Schwandt tendrán que acostumbrarse a incorporar pequeños detalles a su rutina con el paso de los años, como bajar la tapa del baño o no jugar de manera tan brusca en casa.

Sin embargo, cuando Kateri anunció que estaba embarazada a comienzos de año, señaló que en caso de ser niña, sería “la más mimada y protegida de todas, especialmente durante su adolescencia”.

AP

Y claro, ya estamos compadeciendo al futuro novio de Maggie… ¡mucha suerte lidiando con tus catorce cuñados, amigo!

Puede interesarte