Por Leonardo Granadillo
4 febrero, 2020

No siempre hace falta una modelo ‘perfecta’ para hablar de arte. Katy Grannan nos demuestra con 12 personas comunes y corrientes la belleza que ocultan las calles.

Por años, han intentado vendernos un tipo de belleza ideal inalcanzable. Estrategias de marketing poderosas han tenido un éxito innegable, pero también ofrecen productos que distan de la realidad del ciudadano común, al que sólo aquellos privilegiados pueden acceder. Hemos escuchado que solo una chica delgada puede modelar, que la ropa más costosa y de marcas reconocidas son las mejores prendas, cuando lo cierto es que ninguna regla está escrita.

Podemos ver a una chica de talla grande caminar perfectamente en la Semana de la Moda, ver a alguien muy bien vestido con bajo presupuesto, o conseguir fotos de altísima calidad sin armar un estudio fotográfico con 10 maquilladores y productores.

Katy Grannan

Rompiendo paradigmas salió a la calle Katy Grannan, una experimentada fotógrafa que realizó una sesión en los alrededores de la autopista de Central Valley California, Estados Unidos. Esta vez no iba buscando a las principales estrellas que habitan este estado, sino aquellos que ‘se esconden bajo las piedras’, los marginados, los que nunca vemos en portadas de revistas.

Grannan aprovechó la luz natural y comenzó a disparar fotografías de plano medio y primer plano. No era la primera vez que la artista se enfocaba en este tipo de modelos, ya había trabajado con personas en situación de calle en Los Ángeles y San Francisco.

Su intención no es otra que dar tribuna a esas personas que no la tienen, mostrando que quizá no estamos tan bien como muchos creemos, y que existen personas en condiciones precarias, aunque muchos hagan la vista gorda. Acá 12 imágenes para reflexionar:

 1.

Katy Grannan

 2.

Katy Grannan

 3.

Katy Grannan

 4.

Katy Grannan

 5.

Katy Grannan

 6.

Katy Grannan

 7.

Katy Grannan

 8.

Katy Grannan

 9.

Katy Grannan

 10.

Katy Grannan

 11.

Katy Grannan

 12.

Katy Grannan

Extraordinaria la calidad de su trabajo. Por más fotógrafas como Katy que se recuerdan de los olvidados.

Puede interesarte