Por Luis Aranguren
4 enero, 2022

Intentó enseñarle a todos lo que hace para que su hija de dos años deje atrás el chupón. No se imaginó que iba a ser criticada.

Conforme vamos creciendo, nuestros padres nos quitan algunas “comodidades” para que aprendamos a ser seres independientes, como por ejemplo los pañales. Lo mismo pasa con los chupetes, una vez viene el destete con el biberón, nos queda esa costumbre que no deberíamos repetir por siempre.

Para esto son los chupetes, unos ayudantes que en ocasiones se vuelven un problema, porque en también hay que enseñarles a dejarlos cuando llega el momento.

TikTok / brittikitty

Pues la usuaria de TikTok quiso mostrar a sus seguidores cómo lo hace ella en su casa, pues su hija ya tiene dos años y para ella es momento de hacerlo. Sabe que quitárselo y decirle que no, no es una opción, prefiere hacer que ya no tiene más hasta que se le olvide que los necesita.

Para esto, @brittikitty, buscó el favorito de su hija y lo cortó con una tijera para luego decirle que al verlo estaba roto, así que dialogaron hasta saber que todo estaba bien.

TikTok / brittikitty

“Lo siento mucho, Lily”, le dice la mamá a la pequeña y luego le pregunta si está bien, una vez la niña analiza que no hay problema solo responde: “Papá lo arreglará”. Al parecer todo funcionó y mantuvieron la tranquilidad ambas, pero en los comentarios del video no todos estaban de acuerdo.

Muchos aseguraron que era una mala madre por tomar un bien preciado y dañarlo, sin considerar lo que pudo sentir la joven en aquel momento.

TikTok / brittikitty

“Este enfoque me habría causado un colapso total cuando era niño”, escribió un usuario, “la risa esconde el dolor”, respondió otro a la pobre mamá que no les respondió. Lo cierto es que para la paternidad no hay un método exacto, todos hacen lo mejor posible para enseñar sin lastimar.

Cabe resaltar que a algunos infantes no les enseñan en su casa y en el jardín de niños se los prohíben, por supuesto, las maestras deben cumplir con las normas y no serán tan pacientes. Simplemente se los quitarán y en el mejor de los casos, lo guardaran, para entregárselo a las madres.

Esto lo saben algunas mamás y la apoyaron, le dijeron que era un método práctico que desarrollaba madurez en la pequeña al comprender que algunas cosas se dañan por accidente.

Por suerte la niña no lloró y buscó una solución en su mente, ojalá la técnica funcione, pese a las críticas de otras madres.

Puede interesarte