Por Catalina Maldonado
4 noviembre, 2019

Por siglos las zapatillas de ballet han sido de un solo color, pero ahora se abren a la diversidad racial.

Para Ingrid Silva el momento de bailar siempre un tema incomodo, porque las zapatillas de ballet disponibles en el mercado simplemente no la representaban, por lo que llegó a tintar esta prenda. Hasta ahora. 

Con gran alegría la bailarina anunció que por fin habría conseguido lo que tanto buscaba: unas ‘zapatillas’ que se acomodaran a su tono de piel sin tener que recurrir a tintarlas a mano.

Twitter @ingridsilva

A través de su cuenta de Twitter la brasileña que es parte del Dance Theatre de Harlem en Nueva York, la noticia fue tan emocionante que decidió compartirla al público con el siguiente mensaje:

¡LLEGARON! Durante los últimos 11 años siempre he pintado mis zapatillas. ¡Y finalmente ya no tendré que hacerlo esto! FINALMENTE. Es una sensación de logro, de revolución hecha, viva la diversidad en el mundo de la danza. ¡Un avance que demoró pero llegó!

Twitter @ingridsilva

Pero la historia de las zapatillas no quedó ahí, ya que muchos de los comentarios que surgieron de la publicación querían cómo eran sus antiguas zapatillas pintadas. De esta forma, la bailarina mostraba como pintaba los pares que había pintado:

«Así son las antiguas pintadas. Cada bote de tinta cuesta $12 dólares durante 11 años… imagina!»

The New York Times

Además en 2019, Ingrid Silva ya había subido un video a su canal de Youtube para mostrar en cámara rápida el proceso para tintar sus zapatillas.

Algunas compañías textiles y marcas de diseño como la británica Freed of London en 2018 y la estadounidense Gaynor Minden en 2019, han comenzado a fabricar distintos tonos de piel para esta prenda, que finalmente es una gran herramienta de trabajo para bailarines.

Ingrid Silva se ha convertido en todo un símbolo de la inclusión. Con 30 años, se ha encargado de colaborar con las Naciones Unidas para promocionar la igualdad de oportunidades en la educación, además de triunfar en el mundo de la danza clásica.

Instagram @underground_nyc
Un ejemplo de mujer.

Puede interesarte