Por Lucas Rodríguez
26 diciembre, 2019

Creíamos que trabajar y hacer yoga no era compatible. Nunca le digas nunca a la tecnología y el emprendimiento.

Puede que las largas horas, exigencias de cumplimiento de desafíos o incluso, uno u otro compañero de trabajo desagradable sean la receta perfecta para convertir en un infierno en la tierra el tiempo que pasamos en el trabajo. Si uno lo piensa, pasamos más tiempo con nuestros compañeros de trabajo que con nuestras propias familias o parejas, por lo que es fundamental que tratemos de convertir este tiempo en lo más ameno y manejable posible. Las condiciones humanas muchas veces no es muy posible mejorarlas, pero las materiales son muchas veces en las que más podemos injerir. 

Tomar un buen desayuno y evitar comer dulces si es que tenemos un trabajo esencialmente inmóvil son claves para mantener nu cuerpo saludable y evitar las enfermedades derivadas del sobrepeso. El otro ámbito donde podemos hacer cambios muy importantes es en la manera en que nos acomodamos para hacer nuestro mismísimo trabajo. Desde la altura del escritorio a la luz de la pantalla de los ordenadores, son todas cosas que pueden incidir más de lo que creemos. 

Soul Seat

Buscando mejorar estas condiciones es que un par de emprendedores decidieron lanzar Soul Seat. Se trata de un tipo de silla nunca antes visto antes, que busca darnos una comodidad que no sabíamos que podríamos tener dentro de nuestro horario de trabajo.

Soul Seat

Esta silla te permite sentarte con los pies cruzados, de la manera en que te sentarías si estuviera en la sala de la casa de un amigo o también, si hubiera ido a hacer un poco de yoga a un centro especializado. Variar la posición en la que estamos sentados es algo tan necesario, que el cuerpo lo hace muchas veces sin que nos demos cuenta de ello. De la misma manera que ocurre cuando estamos durmiendo: cuántas veces ha ocurrido que juramos habernos quedado dormidos en una posición solo para despertar en una completamente distinta.

Soul Seat

Lo otro que tienen estas sillas, es que son innegablemente más agradables a la vista. Derrochan estilo. Gritan modernidad. Son exactamente el tipo de accesorio que uno se imagina viendo si es que por una u otra razón debe visitar las oficinas de una empresa creativa y apuntada a crear los productos que usaremos en el futuro.

Soul Seat

Si aun no la tienes en tu oficina, no pierdas el tiempo. Contacta a recursos humanos y asegúrate de que encarguen la tuya.

Puede interesarte