Por Catalina Maldonado
30 julio, 2020

Tener hijos es una hermosa experiencia pero también una muy desafiante. ¿Cuántas madres no pasaron por algo así con extraños juguetes?

Para muchos de los que son padres, saben lo difícil que es evitar los desastres que muchas veces se pueden crear. Pintar las murallas con lápiz o la ropa, tomarse algún medicamento o romper cosas es una constante entre los niños de dos a cinco años.

Sin embargo, y a pesar de todas las medidas para evitarlo, solo bastan unos minutos para que tu retoño haga de las suyas y termine en un desastre. Así le sucedió a una mujer que demostró como su hija arruinó su cabello al «decorarlo» con bolitas de juguete. 

Facebook Yomaris Ghigliotty

Yomaris Ghigliotty es la madre de una pequeña que compartió la increíble situación que vivió junto a ella cuando, tras un regalo de graduación del prescolar, se atoró su cabello con las piezas del juego. 

«Como muchos sabrán, en el día de ayer mi nena grande, Yonielis, se graduó de kinder. Mi hermana, Margeric, como regalo de graduación tuvo la brillante idea de traerle un juego, estilo Lego, de formar cosas, pero con bolitas de colores que unas se pegaban con otras. Hoy, Yonielis tuvo la maravillosa idea de decorarse el pelo con ellas. Y este fue el resultado…» compartió Yomaris en su cuenta de Facebook junto a la terrible evidencia de lo sucedido.

Facebook Yomaris Ghigliotty

Lo primero que experimentó junto a su hija fueron varias sesiones de llanto continuado, y otras tantas de risas, ya que era bastante impresionante ver cómo las pequeñas y pegajosas piezas no querían salir de su cabello.

«Estuvimos desde las 11am y terminamos a las 5:30pm. Tanto ella como yo, tuvimos lapsos de risa y lapsos de llanto… Que bueno que la Cuarentena se esta acabando!» siguió contando la madre quien tuvo que recurrir a las manos de un especialista para acabar con aquellas bolitas en su cabeza.

Facebook Yomaris Ghigliotty

Largas horas estuvo Yonielis sentada en la silla del peluquero para retirar las piezas que poco a poco comenzaban a salir, y junto a ellas, grandes mechones de su larga cabellera. 

Facebook Yomaris Ghigliotty

Sin embargo, su madre destacó que pudieron salvarle el pelo aunque ya tenían un corte predeterminado para ella: prácticamente como un niño. Este fue el ansiado resultado.

Facebook Yomaris Ghigliotty
Facebook Yomaris Ghigliotty

A pesar de que quedó bastante mejor de lo imaginado, de seguro la pequeña aprendió la lección y no jugará más con su cabello.

¿Cuántos más madres han pasado por algo parecido? De seguro, fue una pesadilla.

Puede interesarte