Por Catalina Maldonado
28 octubre, 2020

Odiolo Gutiérrez tiene 68 años y producto de la pandemia, su negocio de tapicero no ha resultado como esperaba. Por lo que, a pesar de su edad y dolencias, ha salido a la calle a ofrecer sus servicios para tener nuevas oportunidades.

Producto de la pandemia por coronavirus, la situación económica ha sido difícil para todos. Mientras algunos mantienen sus empleos con mucho esfuerzo, hay otros que han tenido que buscar nuevas alternativas para superar la crisis. Sin embargo, la situación se vuelve conmovedora cuando hablamos de adultos mayores saliendo adelante cuando deberían estar descansando tras años de esfuerzos.

Así es actualmente la vida de Odiolo Gutiérrez, un hombre de 68 años de origen peruano, quien ha tenido que salir a la calle a buscar nuevas oportunidades y comenzar a ofrecer sus servicios de tapicero porque se estaba quedando sin alimento en su casa. 

Facebook

Este abuelito, desde muy joven, aprendió el oficio de tapicero y además elaboraba cortinas, pero antes de que la pandemia llegara ya había bajado las ventas de su negocio y, como en muchas partes, las restricciones por el COVID-19 lo obligó a cerrar su local y quedar sin empleo.

Pasaron los meses y sin clientes, la necesidad comenzó a aumentar a tal punto que, a pesar de sus años, ha tenido que salir a la calle con un cartel para ofrecer sus servicios. 

A través de Facebook se dio a conocer esta historia, ya que una persona que pasaba por ahí logró tomar una foto de este abuelito sentado en la calle mientras esperaba que alguien le hiciera un pedido de cortinas o un trabajo de tapicería. 

Facebook

De acuerdo a medios locales, Odiolo no ha recibido ningún tipo de apoyo del gobierno, por lo que su única salida es apelar a la buena voluntad de la gente y que puedan ayudarlo dándole trabajo. 

“Hace unas pocas semanas he podido salir a trabajar después de permanecer en mi casa por la cuarentena. En mi hogar ya faltaba la comida y no había con qué comprarla, por eso decidí salir. He llegado a estar hasta casi un mes sin ningún ingreso, no tenía pedidos y luego decretaron la cuarentena. Hay que buscárselas pues“.

—comentó Odiolo Gutiérrez para medios locales—.

Facebook

A pesar de que tenemos claro que la situación está complicada para todos, es aún más difícil ver un hombre de edad tan avanzada teniendo que luchar nuevamente por salir adelante y dejar los pies en la calle en búsqueda de esperanza.

Esperamos que Odiolo consiga muchas ventas y su caso se conozca aún más para aumentar sus oportunidades.

Puede interesarte