Por Ronit Rosenberg
23 noviembre, 2018

Aplícalas por la noche y amanece como nueva. ¡Nada de productos caros!

Muchas veces el concepto de belleza y estética se confunde con tener un gran presupuesto. Pero lo cierto es que no es necesario quedarnos en la banca rota adquiriendo los productos más caros para cuidar de nosotras. Cuando se trata del cuidado del cutis hay muchas opciones accesibles a cualquier bolsillo que logran maravillas. Lo mejor está en la propia naturaleza, solo hay que aprender a sacarles provecho.

El cutis es un reflejo de nosotros mismos; lo que comemos, cuántas horas dormimos y cuánto nos preocupamos por nuestra higiene. Aquí, 10 mascarillas para hacer en casa con ingredientes que consigues en el supermercado y que de seguro tienes en tu cocina. Cada una está enfocada en lograr un objetivo, sólo debes identificar tu tipo de piel y sus necesidades. Luego prepárala, aplícala y ¡amanece como nueva!

Eso sí, debes saber que su uso constante es lo único que te garantizará realmente buenos resultados y, además, esto es solo un complemento a una buena rutina de higiene diaria (jabón neutro-tónico-crema hidratante).

1. Hidratación extrema y cicatrización: aloe vera

@aloe_vera

Necesitas aloe vera natural. Para eso compra uno (es una planta) y luego ábrelo. Extrae la sabia y aplícalo sobre tu rostro con una brocha. Déjalo reposar 20 minutos y luego retira con agua tibia. La aloe vera tiene propiedades naturales maravillosas para cicatrizar e hidratar. Si te haz quemado con algo o posterior a la playa, es muy bueno también para que la piel se recupere, y así evitas una descamación severa.


2. Limpieza e hidratación profunda: trío de miel, oliva y zanahoria

@oliversalana

Este trío te dará una bomba de minerales y vitaminas. La miel es un estupendo analgésico y limpiador, el aceite de oliva proporciona sus grasas buenas para hidratar y la zanahoria protege el pigmento de la piel. En un bowl mezcla tres partes iguales y luego aplica sobre el rostro unos 15 minutos. Retira con agua tibia.


3. Aclarar manchas y unificar el tono: potente jugo de limón, azúcar y avena

@akareinglife

Si tienes manchas por el sol o despigmentación de la piel, esta mascarilla una vez a la semana te vendrá de lujo. El jugo de limón es un aclaranta natural, el azúcar te ayudará a remover suciedad en los poros y la avena hidrata como ninguna otra cosa. Repite el procedimiento de mezcla de la mascarilla anterior y déjala actuar entre 15-20 minutos.


4. Exfoliación deliciosa: el aroma de café

@hergun1fincankahve

Al menos una vez a la semana (siempre por la noche) es necesario exfoliar el rostro, para así liberar los poros. El café tiene propiedades sanadoras y su aroma es fabuloso. Mezcla café molido (no en polvo) con un poco de aceite de almendra. En movimientos circulares concentra la mascarilla en la zona T. Retira con agua tibia.


5. Suavidad y poros liberados: azúcar rubia granulada

@pitaya_market

Los gránulos del azúcar rubia son extraordinarios para deshacerte de la suciedad en los poros. Para suavizar su aplicación puedes mezclarla con un poco de yogurt natural. Repite el proceso de las mascarillas explicadas anteriormente. Ojo: no abuses de este exfoliante más de una vez a la semana pues podrías quitarle los aceites naturales a tu rostro.


6. Efecto rejuvenecedor: aceite de oliva como agente de belleza

@collagenvitalpower

Tan fácil como aplicar un par de gotitas de aceite de oliva en tu rostro. Lo sentirás muy grasoso, pero luego con agua tibia sentirás un efecto de terciopelo. Deja que tus poros absorban unos minutos el aceite antes de retirarlo.


7. Depuración y limpieza: el poder de la clara de huevo

https://www.instagram.com/p/BqAPMXqAsby/

La clara de huevo limpiará hasta el último ápice de tus poros. Revuelve una clara (sin yema) y déjala reposar en tu cutis. Una vez seca, cuando comiences a retirar, sentirás el rostro tirante y la clara comenzará a llevarse consigo toda la suciedad como imán. Hay mascarillas en el mercado con este mismo efecto que cuestan un dineral.


8. Renovación y brillo: aceite de coco

@casaparaisoverde

El aceite de coco, sólido en frío y líquido expuesto al calor, no solo tiene propiedades nutritivas, sino también a nivel de salud estética. Su fórmula provee brillo y vitalidad. Puedes probarlo en el pelo también.


9. Revitalizador al máximo nivel: las grasas buenas del aguacate

https://www.instagram.com/p/BqahlIFhW0D/

Como si su sabor no era suficiente, esta magistral fruta (sí, fruta) tiene maravillosas propiedades para revitalizar la piel cuando la sentimos apagada y sin vida. El cansancio, los excesos y el maquillaje pueden terminar por perjudicarla. Las grasas buenas del aguacate y su aceite natural le entregarán ese “boom” que necesitas para recuperar tu lozano cutis. Muele la mitad de un aguacate, mezcla con yogurt y aplícalo sobre el rostro. Deja reposar 15-20 minutos. Retira con agua tibia.


10. Hidratación completa: cacao, miel y aceite

@olayashops

Potencia la hidratación de tu rostro con este espectacular trío delicioso. 100 gramos de cacao en polvo, una cucharada de aceite de oliva y una de miel. Sentirás tu cutis como el de un bebé.

Puede interesarte