Por Ghalia Naim
17 marzo, 2017

Se asustó y corrió hacia la pista.

Los defensores de animales están abatidos con la forma en que policías de Nueva Zelanda mataron a un perrito en el aeropuerto de Auckland. Según comentan varios testigos de la escena y medios del país, el can se habría asustado con los ruidos, pero existe una teoría un poco más complicada.

“Grizz” era un pastor escocés de 10 meses que estaba siendo entrenado para detectar explosivos.

Al parecer, el perrito escapó cuando lo trataron de trasladar en auto a otro sitio. Horas más tarde, lo encontraron en la pista de aterrizaje y aunque intentaron de mil formas atraerlo, no hubo caso.

NZHerald

Aterrizajes y despegues se atrasaron esperando que lo atraparan, 16 en total.

Aeropuertos.Net

Después de tres horas, el departamento de seguridad del aeropuerto ordenó que eliminaran al animalito, por lo que la policía lo asesinó a tiros.

Los grupos protectores de animales sospechan que la reacción del perrito se debió al maltrato que sufría debido a su entrenamiento, pero voceros de la organización de seguridad, Avsec, explicaron que son enseñados desde pequeños y que por nada del mundo los maltratan. Además, cuesta alrededor de 70 mil dólares todo el proceso.

¿Qué piensas de esto?

Te puede interesar