Por Luis Lizama
22 agosto, 2019

No solo él se aburrió, nosotros también.

La suciuedad en las playas del mundo es cada vez más desagradable y evidente. Seguramente más de alguna vez hemos visto colillas de cigarrillos tiradas en la arena o incluso flotando en el agua. A muchos ya los hartó. Un grupo de jóvenes de Mallorca (España), decidió fundar la organización «No Más Colillas en el Suelo».

Llevan años luchando contra la contaminación del medio ambiente y en particular de las playas. Su líder, Miquel Garau, decidió sepultarse bajo una gran montaña de colillas recogidas sólo en un par de horas.

Junto de otros miembros de su organización, el activista logró recoger 2 mil colillas de cigarrillos en Cala Agulla, en un breve periodo de tiempo. Así sin más y bajo la atónita mirada de los bañistas, se acostó para recibir encima varias cajas de dicha basura. A veces es bueno ponerse en los zapatos del planeta 

Facebook Miquel Garau

El espectáculo forma parte de una gran cruzada, que llegará a su fin este 22 de agosto en la playa Can Pere Antoni en Palma. Varios activistas y seguidores del grupo, recorrerán distintas playas hasta recoger 200.000 colillas, formando una gran «Montaña de la Vergüenza».

Facebook Miquel Garau

Una imagen cruda, pero con un buen fin.

 

Facebook Miquel Garau

El Planeta no es un cenicero. Un gran mensaje para todos los fumadores irresponsables que contaminan y ensucian el más preciado bien común: la tierra. Basta ya

Puede interesarte