¿Quieres sentirme mejor por dentro y por fuera? Agrega estos productos mágicos a tu dieta.

En especial cuando somos personas activas, necesitamos rendir y evitar a toda costa enfermedades y sentirnos decaídas. Y para eso, es esencial que consumamos las vitaminas necesarias que harán que estemos en mejores condiciones y, sobre todo, que puedan prevenir cualquier tipo de enfermedad.

Y así es como llegamos a estos 10 alimentos que, no son mágicos, pero podrías pensar que lo son. Porque estos son algunas de las claves para mejorar tu sistema inmune, es decir, reforzará tus anticuerpos y te hará más fuerte ante las bacterias y gérmenes que pueden estar en tu entorno, dispuestos a contagiarte y debilitarte, afectando tu estudio, trabajo, o energía para las actividades que tienes que hacer en general. Y aquí están esas maravillosas respuestas.

Captura-de-pantalla-2015-05-18-a-las-16.43.37

Maximiliane Hansen.

1. Legumbres

Los porotos, arvejas y guisantes en general, son una buenísima fuente de hierro, zinc y vitamina B6. Estos componentes, en especial el último, impulsa la generación de glóbulos blancos, que son los principales a la hora de combatir infecciones.

 


2. Hongos y setas

La mayoría de las variedades de hongos poseen grandes beneficios para tu salud, además de poseer muy pocas calorías. Actúan directamente sobre el sistema inmune, ya que tiene propiedades antimicrobianas y antivirales, que te defenderán ante posibles infecciones.

Captura-de-pantalla-2015-05-18-a-las-16.23.39

Maximiliane Hansen.

 

 


3. Ajo

El ajo es uno de los alimentos más fieles, en especial cuando se trata de ayudarte para salir de un resfriado. Tiene un componente llamado allicin, que combate las infecciones a las que puedes ser expuesta. Lo mejor que puedes hacer cuando sabes que te rodean oportunidades para enfermarte, es comer un diente de ajo, y será tu mejor aliado para no caer derrotada.


4. Fresas

Este tipo de frutos rojos tiene altas dosis de vitamina C, de igual manera que la mayoría de los cítricos. Esta es provechosa para tu organismo aún si no te sientes enfermo, ya que lucha contra los virus apenas comienzan a asomarse dentro de ti, sin esperar que las infecciones comiencen. Por otro lado, baja los niveles de estrés, combatiendo a la hormona del cortisol. ¿Qué puede ser mejor?

Captura-de-pantalla-2015-05-18-a-las-16.24.07

Maximiliane Hansen.

5. Zanahorias

 

Las zanahorias, que las puedes comer de las más diversas formas o integrar a casi todo tipo de platos, también son un buen aliado para ti. Tienen beta-caroteno, el componente que ayuda a mantener la pigmentación de la piel, y que a su vez es un gran antioxidante, que funciona eliminando toxinas que puedes tener en tu sistema.

6. Avena

Es un buen alimento para ingerir en todo momento, y es suave para cuando tu garganta puede estar un poco más sensible debido a una gripe. La avena es altamente recomendada, pues parte de sus elementos son anti-microbios y antioxidantes. Esta es una poderosa mezcla para hacernos sentir más fuertes y dejar de lado el espacio para enfermedades.

Captura-de-pantalla-2015-05-18-a-las-16.43.25

Maximiliane Hansen.

7. Coles de brusela

Puede que a no todos les parezca el alimento más apetecible, pero al ingerirlas, tienen un efecto sobre la glándula del timo, controlando las infecciones que llegan como mensajes a tu sistema inmunológico. Lo que se recomienda es que las comas una vez al día, o mínimo dos veces por semana para ver resultados en tu organismo.


8. Yogurt

Este, mientras más orgánico, mejor. Pero es en sí un probiótico natural, lo que quiere decir que potencia y reemplaza las bacterias buenas y amigables para tu organismo.

Captura-de-pantalla-2015-05-18-a-las-16.23.59

Maximiliane Hansen.

9. Chocolate amargo

No todos son amigos del chocolate con mayor porcentaje de cacao, pero además de ser real y menos procesado, y de tener menos calorías que otros, es una fuente de zinc. Esto produce que bajen tus riesgos de infecciones y, por si fuera poco, crezca la cantidad de glóbulos blancos en tu sangre. Se recomienda que comas uno o dos cuadraditos por día, y no ingieras toda la barra. Más de esto no ayudará a que sanes de un día a otro.


10. Té

Da igual el tipo de té, siempre será positivo para ti, en especial si es de hoja. Es un buen potenciador para combatir viruses, y ayuda mucho cuando tienes dolores de garganta causados por gripe o alguna infección menor. Mientras más bebes es mejor, pues una taza al día no hará nada. Intégralo en tus brebajes diarios y notarás una gran diferencia, en especial en lo que se refiere al té negro.

Puede interesarte