Por Andrea Araya Moya
22 junio, 2015

1. Cuando quieres irte de una fiesta y la persona que te llevará a casa no tiene intenciones de irse aún

2. Cuando la gente cree que eres pesado sólo porque no hablas

3. Prefieres quedarte en casa a solas, en lugar de salir de fiesta con tus amigos

4. No se molestan si tienen que estar callados por mucho tiempo

5. No se sienten mal si tienen que estar a solas

6. Ni mucho menos si tienen que comer sin la compañía de alguien

7. Tienen pocos amigos, pero muy buenos

8. Odian las confrontaciones o las preguntas incómodas

9. O cuando alguien te dice “quiero presentarte a alguien”

10. Ese silencio incómodo que se produce cuando sólo hay una persona acompañándote en el ascensor

11. Sueles tener la mente llena de ideas, pero no te gusta comentarlas con alguien

12. Ensayar las conversaciones frente a un espejo para que te cueste menos llevarlas a la realidad

13. Tenerle pánico a los lugares llenos de gente, sobre todo si tienes que saludar

14. Cuando llegas a casa y hay visitas

15. Cuando estás concentrado pensando y alguien te interrumpe (enojo)

Puede interesarte