Por Valentinne Rudolphy
13 enero, 2015

1. Por aquella vez que te alejaste de ella y luego volviste

Ya sea debido a una relación, a encontrarte contigo misma u otras razones personales, tu mejor amiga siempre te va a permitir hacer tu propia vida porque sabe que en cualquier momento volverás.

Estás destinada a probar cosas nuevas y estropearlas un par de veces; eres libre de embarcarte en tu propio viaje.

Pero finalmente, te das cuenta de quién y qué es lo más importante en tu vida y no importa cuántas veces te pierdas, siempre al volver tu mejor amiga está ahí para darte la bienvenida.


2. Por la vez que tuviste una relación con alguien que no valía la pena gastar tu tiempo o esfuerzo y ella no te detuvo

¿Recuerdas aquel chico cuyas palabras sonaban como si fuese lo mejor del mundo pero finalmente era puro bla bla?

Aunque hubiera sido positivo una llamada de atención con un megáfono gigante o que te tiraran un balde de agua helada sobre tu cabeza para traerte de vuelta a la realidad, tu mejor amiga te dejó estar en las nubes por un rato.

A través de las experiencias aprendemos más cosas, así que ella te dejó perder la cabeza completamente hasta que te diste cuenta de lo que te convenía realmente.

Gracias a ella, ahora sabes qué tipo de personas es mejor evitar y tienen innumerables chistes sobre esa situación.

large


3. Por abrirte las puertas de su casa como si fuese la tuya

Estamos hablando de tomar su cama cuando duermes allá, olvidarte de desconectar y guardar la plancha de pelo en su lugar y probarte todo su clóset acumulando una pila gigante de ropa encima de su cama.

En esta categoría también podemos incluir los derechos para asaltar la nevera y echarte en su sofá para esperarla a que llegue a su casa. Porque también te acomodas mientras ella no está en casa todavía.


4. Por prestarte su camiseta / falda / pulsera / película favorita, y luego aceptar que nunca la devolvieras

Independientemente de si lo perdiste o te gustaba tanto que se te olvidaba devolvérselo, sabías que lo quería de vuelta pero egoístamente siempre te apegaste sus cosas.

Meses o incluso años más tarde, lo “encontraste” (o en algunos casos, lo reemplazaste si lo perdiste), y finalmente, “recordaste” meterlo en tu cartera. Al menos se lo devolviste finalmente, ¿no?.

Y para los que siguen teniendo esa camiseta / falda / pulsera / película favorita de tu mejor amiga, tal vez es hora de devolverlo.

large-6


5. Por no decirte nunca: «Te lo dije»

Ella te ha dado la mirada en las situaciones que tenía razón y sabes que está en lo correcto, pero nunca te dice esas tres palabras en voz alta. Los mejores amigos no tienen que hacer una escena cuando el otro está equivocado.

Ustedes dos comparten un vínculo especial y tienen una forma de comunicarse sin palabras.


6. Porque siempre comen cuando están juntas

Tu mejor amiga no lo sería si no le gustara tener ese pasatiempo juntas: comer. Si hay algo que siempre hacen juntas es comer.

Ustedes conversan y comen, ven televisión y comen, compran y comen, hacen paseos y comen.

Esto si que es amistad verdadera.

large-5


7. Por las veces que se dio cuenta que te tenía que cubrir cuando tus padres le preguntaban sobre la fiesta familiar a la que «las dos fueron la otra noche»

Excepto que no existía ninguna fiesta familiar, y que no estabas con ella. Y, se te olvidó informarle sobre esta farsa a la que las dos habían asistido. Por suerte, ustedes hablan un idioma propio, y la mirada que le diste era suficiente para hacerle saber que debía mantener la calma y sólo seguirle el juego.


8. Porque siempre te dice las cosas como son

Tu mejor amiga es la única persona que va a ser descaradamente honesta contigo en todo momento.

Se ríe de toda la ropa fea que te pruebas, te llama la atención sobre las malas decisiones antes de seguir adelante con ellas, te permite llorar, te abraza y te acompaña. Y cuando es hora de levantarse de esa caída, ya no te ofrece su hombro sino que te da la mano para ayudarte a subir.

Puede interesarte