Por Monserrat Fuentes
9 junio, 2017

Yo tampoco podía creerlo.

Estoy alucinando con esta chica, ¿cómo es eso de subir de peso y verte más delgada? Yo, por lo menos, subo apenas 1 gramo y ya siento que me veo mucho más “anchita” que antes… Ok, estoy exagerando un poco, pero se entiende la idea de lo que quiero decir.

Muchas de nosotras nos hemos sometido a las más estrictas y extrañas dietas, con el fin de lucir más delgadas, desintoxicar el cuerpo o simplemente para mejorar nuestro estilo de vida. Y eso es lo que Dominique Astorino intentó hacer.

Su plan era bajar 10 o más kilos, para ello comenzó cambiando sus hábitos alimenticios.

Aprendió a preparar comidas saludables, dejó el alcohol e ¡incluso el azúcar!

Awesomenesstv GIF - Find & Share on GIPHY

Además, practicó yoga, se ejercitó constantemente en el gimnasio y se inició en el running, llegando incluso a correr media maratón al día (Dominique es la de la izquierda).

Literalmente, probó todos los tips para bajar de peso que encontró. Por eso se llevó una gran sorpresa cuando llegó el momento de subir a la balanza. No podía creer que en vez de perder peso, había subido 5 kilos.

 

No pudo evitar sentirse decepcionada con el resultado.

“Ganar un porcentaje tan significativo, a pesar de todo el esfuerzo que había puesto en mi cuerpo, fue un gran shock. Se sentía como una bofetada en la cara o un golpe en el intestino. Luego me sentí avergonzada de mi reacción”.

Dominique Astorino, PopSugar

Apenas se dio cuenta de lo que estaba pasando, subió unas foto del “antes y después” con un inspirador mensaje. Estas son las fotos que compartió en internet.

Dominique Astorino
Dominique Astorino

 

“A menudo, las historias de “antes y después” nos hacen  poner nuestra fijación en el peso, en la meta, en lugar del viaje en sí. Se nos enseña que la perdida de peso es buena y que el aumento de kilos es malo, pero independientemente del ‘camino’ que hayamos tomado, lo importante es que nos sintamos bien con nuestro cuerpo”.

Dominique Astorino, PopSugar

La chica asegura que ahora se siente con más vitalidad, su ritmo cardíaco disminuyó, ahora se demora la mitad del tiempo en correr la misma distancia que antes, realiza mayor actividad física, continua alimentándose bien y cultivando un estilo más sano. En resumen, se siente mucho más fuerte y saludable, se siente bien.

¡Dejemos de fijarnos en el peso y en la talla, todo lo que importa es cómo nos sentimos en nuestro propio cuerpo!

Puede interesarte