Por Teresa Donoso
14 Mayo, 2015

Somos los nuevos adultos, pero seguimos necesitando la ficción tanto como antes.

Una vez que nos sumimos en la vorágine del día a día y del comienzo de nuestra vida adulta parece que no hubiese posibilidades de escapar ni por un minuto. Es por esta misma razón que hoy más que nunca llevo un libro conmigo a todas partes. Alguna vez fui esa chica que odiaba leer, y estoy segura que te debe haber pasado: esos aburridos tomos del colegio eran una tortura. Sin embargo, lo más posible es que aún no hayas encontrado el libro perfecto para ti (o que dicho tomo no te haya encontrado a ti) pero no desesperes, porque si hay algo que nuestra generación puede encontrar en la lectura es esa deseada vuelta a tiempos donde no nos sentíamos tan grandes pero todo parecía más sencillo.

Tantas cosas han sucedido en estos años: saliste de la universidad, comenzaste a trabajar, comenzaste tus primeras relaciones serias y es posible que hasta te hayas convertido en un adulto responsable que maneja a la perfección su cuenta bancaria. Sin embargo, todo lo anterior no quita que en el fondo sigamos siendo los mismos jóvenes idealistas de siempre.

Estos son algunos de los libros que te harán reír, sonreír, llorar o suspirar y que resonarán a la perfección con tu nueva vida adulta y es incluso posible que volver a leerlos a esta edad te haga verlos con otros ojos.

1. “Tan fuerte, tan cerca” – Jonathan Safran Foer

“No puedes protegerte de la tristeza sin protegerte también de la felicidad”.

824

Fuente

2. “Ciudades de papel” – John Green

“No tenían tiempo para pensar en el futuro. Pero luego las expectativas de vida empezaron a aumentar y la gente empezó a tener cada vez más futuro, así que pasaba más tiempo pensando en él. En el futuro. Y ahora la vida se ha convertido en el futuro. Vives cada instante de tu vida por el futuro…”

825

Fuente

3. “Las ventajas de ser invisible” – Stephen Chbosky.

“Mientras subía las escaleras hacia la antigua habitación de mi padre y miraba las viejas fotografías, empecé a pensar que hubo un tiempo en el que no eran recuerdos. Que alguien realmente tomó la fotografía y que la gente que aparecía en ella acababa de cenar o algo parecido”.

822

Fuente

4. “Harry Potter y la piedra filosofal” – J.K. Rowling

“La verdad. Es una cosa terrible y hermosa, y por lo tanto debe ser tratada con sumo cuidado.”

828

Fuente

5. “Bajo la misma estrella” – John Green

“Todo es frágil y efímero, querido lector, pero con estos columpios tus hijos aprenderán a familiarizarse con las subidas y las bajadas de la vida humana, poco a poco y sin peligro, y aprenderán también la lección más importante: por mucho impulso que te des, por muy alto que llegues, no puedes dar una vuelta entera”.

827

Fuente

6. “Los años de peregrinación del chico sin color” – Haruki Murakami.

“A lo largo de nuestra vida vamos descubriendo poco a poco nuestro verdadero yo; y, a medida que lo descubrimos, perdemos parte de nosotros mismos”.

823

Fuente

7. “La historia del amor” – Nicole Krauss

“Porque nada me hace más feliz y nada me entristece más que tú”.

830

Fuente

8. “Buscando a Alaska” – John Green

“Te pasas toda la vida atorado en el laberinto, pensando en cómo vas a escapar de ahí un día y qué fabuloso será; imaginar ese futuro te mantiene con vida, pero nunca te escapas. Sólo utilizas el futuro para escapar del presente”.

826

Fuente

9. “La ladrona de libros” – Markus Zusak

“DEFINICIÓN NO ENCONTRADA EN EL DICCIONARIO. No irse: acto de confianza y amor, a menudo descifrado por los niños.”

829

Fuente

10. “El guardián entre el centeno” – J.D. Salinger

“Me paso el día entero diciendo que estoy encantado de haberlas conocido a personas que me importan un comino. Pero supongo que si uno quiere seguir viviendo, tiene que decir tonterías de ésas”.

821

Fuente

¿Hay otros libros que sientas que deben ser leídos en esta etapa que estamos viviendo? ¡Cuéntanos!

Te puede interesar