Por Emilia García
29 abril, 2015

Te hablo a ti, a la madre que se siente culpable o criticada porque trabaja y porque no está en casa.

Mamá, la verdad es que me tiene completamente fuera de cuidado si trabajas, si sales, si prefieres tener hijos o hijas, o ambos, o si tienes niñera o no.

Las decisiones que tomes no tienen nada que ver conmigo y yo no soy nadie para compararme contigo, así que te respeto sean cuales sean tu resoluciones.

Respeto también tu manera de criar, porque lo cierto es que no hay una verdad absoluta. En la medida que te sientas bien y feliz, entonces esas decisiones serán las correctas. Puedo aprender de ti y tu de mi, y podemos mostrarnos los diferentes puntos de vista, sin necesariamente tomar uno como válido. 

Captura-de-pantalla-2015-04-27-a-las-16.26.22

Fuente: We Heart It

Sé que en este minuto lo último que necesitas es el juicio de otra madre, por lo que mi tarea ahora es simplemente ayudarte a sentirte mejor, no culpable y menos criticada. Además, una madre feliz simplemente hará a sus hijos felices, y, confío a ojos cerrados en que sabes lo importante que eres en la vida de tus pequeños, y que eres totalmente capaz de tomar buenas decisiones para ellos.

Por eso, porque no soy nadie para juzgarte, porque no tengo la verdad, porque confío en ti, no me importa que trabajes, ni tampoco 

1. La manera en la que defines la maternidad 

2. Cuántos hijos tienes 

3. Si son hombres o mujeres

4. Cómo los concebiste

Captura-de-pantalla-2015-04-27-a-las-16.26.14

Fuente: We Heart It

5. Si estás casada, divorciada, soltera o lo que sea

6. Si amamantase o amamantarás 

7. Qué religión profesas

8. Cuál es tu postura política  

Captura-de-pantalla-2015-04-27-a-las-16.26.35

Fuente: We Heart It

9. Si solo vas al estilista, al gimnasio y a hacer tus uñas todos los días 

10. Qué les das de comer 

11. A qué colegio van 

12. Cuáles son tus amigos y sus amigos 

Captura-de-pantalla-2015-04-27-a-las-16.26.00

Fuente: We Heart It

13. Dónde van de vacaciones 

14. Que ropa usas y usan 

15. Y podría seguir eternamente… 

Porque ninguna de estas cosas definen quienes somos. Son detalles de nuestra vida y decisiones que tenemos el derecho de hacer. Nadie nos puede juzgar por aquello mientras no estemos afectando al resto, y ninguna de estas cosas lo hace.

Así que, por eso no me importa que trabajes, porque es tú decisión y, por la razón que sea que lo hagas -dinero, tiempo, espacio, vocación, pasión, realización, etc-  tienes todo el derecho a hacerlo, y ahí estaré para recordártelo. 

Puede interesarte