Por Catalina Yob
11 julio, 2017

La repudiada decisión le fue notificada sólo un par de horas antes del inicio de la pelea para la que había sido seleccionada.

Sev Philippou, una modelo de 20 años, siempre soñó con convertirse en una ring girl. Desde pequeña admiró a las hermosas chicas que alzaban los carteles en las peleas de combate, en donde decenas de jugadores luchan por obtener el cotizado primer lugar en el ring.

Durante años cultivó su cuerpo y se mantuvo en forma para poder optar al puesto que muchas chicas desean. En febrero de este año asistió a un casting que divisó en un periódico de Australia, en el que fue aceptada para la lucha que se disputaría entre Anthony Mundine y Danny Green.

Watching the Mundine/Green fight #fight #mundinevsgreen #dannygreen #anthonymundine

A post shared by Pim and Pickles (@pim_and_pickles) on

La disputa que convocó la aglomeración de cientos de fanáticos, representaba una de las más importantes a nivel local. Los nervios y la emoción inundaron a Philippou, quien nunca imaginó que su primera participación en el ring sería una de las peleas más destacadas en el año.

Sin embargo y tan sólo un par de horas antes, la compañía South Australia Tourism Promotion le informó que en el último minuto habían decidido desvincularla del espectáculo. La razón del inesperado anuncio apuntaba a que los organizadores se habían dado cuenta que la modelo de 20 años no cumplía con el perfil que solía tener una “ring girl”.

“Ella carecía de profesionalismo y experiencia. Fue su actitud y la forma en la que se comportó durante el proceso lo que verdaderamente influyó”.

Hoy, la verdadera razón ha salido a la luz y ha expuesto los insólitos estándares que llevan a cabo para escoger a las chicas. De acuerdo a unos correos electrónicos que fueron filtrados, la organización del evento la rechazó debido al exuberante tamaño de sus senos, ya que éstos no entraban en el vestuario que ella debía utilizar.

 “¿Por qué no le dicen a la gente que todo fue por el tamaño de mis senos?”.