Por Ruben Peña Blanco
29 diciembre, 2016

La joven nunca imaginó que algo que experimentaba de manera mensual, podía llegar a ser grave.

Las hormonas juegan un papel muy importante en nuestro organismo y en nuestro estado de ánimo en general porque ellas son las responsables de muchos cambios y funciones de nuestro cuerpo. Es por ello que un trastorno de estas pequeñas amigas puede generar una intensa modificación del humor y de nuestra apariencia física.

Los trastornos hormonales pueden ser padecidos por mujeres adultas o jóvenes. En especial el segundo grupo es más vulnerable por los drásticos cambios que experimenta en su cuerpo en edad adolescente. Los cambios de humor, el crecimiento de las glándulas mamarias y todo ello puede desarrollar un trastorno de este tipo.

El Dr. Raúl Tapia indicó a Bio Bio que uno de los síntomas más comunes en esta etapa es Síndrome de Ovario Poliquístico, hipotiroidismo, falla ovárica precoz e hiperprolactnemia y advierte que de no tratarse a tiempo podría provocar fallas negativas para la salud.

El médico explica que “para hacer un diagnóstico asertivo, es necesario que la paciente se someta a algunos exámenes de sangre para medir la DHEA, cortisol, testosterona, hormonas tiroideas, progesterona y el estrógeno”.

Para prevenir este tipo de problemas, el especialista recomienda consumir antioxidantes, como jugo de naranja, de limón y de arándanos, elevar los niveles de DHEA, incluir pescados en su dieta, como salmón y atún, al menos tres veces a la semana.

Además aconseja incrementar el consumo de vitamina A, B, D y ácido fólico. Otro tip es elevar la dosis de calcio, magnesio, zinc, yodo y Omega 3.

Todo esto se puede complementar llevando una vida sana, realizando ejercicios y evitando estar muchas horas frente al computador y la televisión, ya que las ondas alteran los ciclos y el sistema endocrino.

¿Sabías todo esto?

Puede interesarte