Mi piel era un poco oscura por naturaleza y pensé que por eso estaba exenta del peligro, pero estaba muy equivocada. 

Muchas personas piensan que una piel étnica es inmune a los rayos cancerígenos del sol, y esa ridícula teoría que casi me mata es la que vengo a refutarles hoy. Puede ser que el sol tenga menos acceso a mi piel, pero eso no quita que pueda hacerme daño, y eso yo no lo sabía. 

Gracias a Dios (y a un lunar) pude darme cuenta de que tenía melanoma en una fase temprana, pues de no haberlo hecho, no podría estarles contando esto. El melanoma, es causante de la mayoría de las muertes relacionas con el cáncer de piel, y no tiene síntomas evidentes si no es en etapas avanzadas. El único tratamiento efectivo es la eliminación de ese tejido, pero solo cuando no ha alcanzado aún los 1 mm, algo muy difícil cuando en realidad no hay mayores síntomas para diagnosticarlo. 

Captura-de-pantalla-2015-07-01-a-las-15.55.07

@adele_huse

Yo era de aquellas que no le temían al sol. Era de esas que podían estar literalmente desde que el sol salía hasta que se iba, pues supuestamente el sol no me hacía daño, no a mi. Jamás me preocupe, y me expuse al sol literalmente todo lo que pude. Era la primera en estar ahí cuando salía un rayo de sol. 

Todo cambió cuando noté un lunar que tenía una apariencia un poco extraña. No me causó gran interés así que lo dejé pasar un tiempo, hasta que verdaderamente parecía haber algo mal con él.

Captura-de-pantalla-2015-07-01-a-las-15.55.16

@sparklewithme

Fui al dermatólogo y me dijo que todo estaba bien, sin embargo me dijo que me hiciera una biopsia para salir de las dudas. Un mes después me mandaron a llamar, y me dijeron que tenía melanoma, es decir, cáncer a la piel, y había que ver cuánto se había esparcido, lo que conllevaba una operación. 

Tuve suerte; una semana después de la cirugía me dijeron que no se había esparcido, así que ahí creí que terminaba todo, pero no. Desde ese entonces comenzaron a brotar lunares por mi cuerpo, lo que me tengo que revisar con mucha frecuencia, ya que como tuve melanoma, soy más susceptible a tenerlo de nuevo.

Hoy, ya no me expongo al sol. Que no te pase lo mismo que a mi solo por no saber o por no tomar las precauciones debidas. Quizás no tengas mi misma suerte.