Por Candela Duato
11 noviembre, 2014

Scott Andersen y Aminah Hart se emparejaron por una hija, pero no de la forma convencional. Anderson fue el donante anónimo de semen de Hart.

Hart, una mujer australiana soltera, decidió tener su propia familia con 42 años.  Después de perder dos hijos seguidos como resultado de una enfermedad genética, Hart decidió intentar usar la fertilización in vitro y un donante.

Revisando los formularios de los candidatos, Hart encontró a un hombre que se auto describía como “feliz y saludable”.  Después de años de preocupación, Hart sabía que este era el hombre para ella.

Nueve meses después, Hart dio a luz a la pequeña Leila, una niña rubia. «Pensé: no puedo tener un bebé rubio, soy una mujer negra. Las mujeres negras no tienen bebés rubios».

Pero la pequeña niña hizo que Hart empezará a pensar en el hombre cuyas genéticas eran parte de su amada hija.

Después de que su madre le dijera que había encontrado al donante en línea simplemente buscando en Google la información en su formulario, Hart contactó a la clínica. Anderson había decidido que cualquier niño que fuera resultado de sus donaciones podía contactarlo antes de la edad de 18.

enhanced-5770-1415075457-19

Anderson estaba más que dispuesto a conocer a su hija. Poco después de su primer cumpleaños, Leila conoció a su padre por primera vez.

Hart dice que la conexión entre ella y Anderson era clara después de varios meses de visitas.

Ella dijo: «Lo surreal es que no fue incómodo. Nació el romance, nos enamoramos. Fue surreal pero una experiencia increíble».

El problema es que mientras la atracción de Anderson por Hart crecía, se encontró a sí mismo distanciándose de su pareja de ese momento y pronto terminó esa relación.

Hart y Anderson ahora han estado juntos por más de un año, y recientemente fueron el tema de una serie documental «Australian Story”. A pesar de que Anderson dirige un rancho ganadero lejos de Melbourne, ambos crían a Leila y viven juntos cuando es posible.

Son la definición de una familia moderna improbable. 

Puede interesarte