Por Elena Cortés
6 enero, 2017

“El tipo me tira al piso, me agarra del cuello y me tapa la boca”.

Todo comenzó cuando Belén Mirallas, una joven argentina, decidió irse de vacaciones a la Playa del Carmen, México. Lo que parecía ser un viaje grato y lleno de recuerdos se convirtió en la peor experiencia de su vida. Hoy, la muchacha dice que no se quedará de brazos cruzados y luchará contra la injusticia y la violencia contra la mujer. Su relato es estremecedor y es algo que desgraciadamente sigue pasando una y otra vez. ¡Es hora de dejar de etiquetarnos en tantas marchas de “ni una menos” y hacer algo al respecto!

La noche de Navidad (2016) para Belén es algo que no olvidará jamás. Aquel día todo cambió.

Facebook

Alrededor de las 20:30 de la noche de Navidad, Belén se encontraba paseando por Playa del Carmen cuando de pronto un hombre se le acercó de sorpresa. Al inicio, según relató en un vídeo a través de su Facebook, no sintió ningún miedo ni sospechó nada. No parecía ser una persona con malas intenciones así que siguió caminando mientras que el hombre le hacía preguntas personales y le contaba un poco de su vida.

Cuando comenzó a indagar más en su vida, Belén decidió que era momento de alejarse porque algo ya no estaba encajando.

Facebook

Apartada logró llamar a un amigo, pero en una distracción durante la conversación sintió que la atacaban por la espalda:

“El tipo me tira al piso, me agarra del cuello y me tapa la boca. Logré liberarme con la mano derecha, y le apreté la tráquea. Al hacerle daño suficiente me pega un puñetazo, y aún así yo lo sigo agarrando. Él se para, se aleja y comienza a correr tratando de escaparse”. 

-Belén a través de Facebook-

La chica sabía artes marciales y de cierta manera fue un gran factor para alejar al tipo que decidió atacarla. Desgraciadamente, no pudieron atraparlo porque corrió y se perdió entre la multitud.

Al mismo tiempo, Belén cuenta la enorme indignación que sintió con el sistema de justicia de México:

“Yo no andaba con miedo, recorriendo todo México, nunca tuve miedo de otra persona. Pero, ahora yo ya no quiero salir de mi casa. Lo mío fue una violencia oportunista pero soy consciente de que hay muchas mujeres que son agredidas y violadas todos los días, y el sistema de justicia no está preparado para recibir a este tipo de víctimas”.

-Belén a través de Facebook-

Aseguró que las autoridades desconfiaron en todo momento de su versión de los hecho y que se cansó de aclararles que NO se trató de un intento de robo sino un intento de violación.

Facebook

“En medio de la desesperación, tuve que explicar varias veces en el 911 lo que me pasaba; después los policías, que descreían de lo que viví, hicieron un breve patrullaje y si no fuera por mi insistencia, la denuncia quedaba en la nada. Hubo que esperar a la policía ministerial, para luego irme por mis propios medios a la Fiscalía General, donde había una sola persona y no me dieron una copia de mi declaración”.

-Belén a través de Facebook-

Aquí les dejamos el relato de Belén:

Nos están matando. Me quisieron violar. Difundan por favor.

Posted by Belen Mirallas on Tuesday, December 27, 2016

Menos hashtags de #NiUnaMenos y más lucha verdadera contra la violencia a la mujer. 

¿Qué opinas sobre esto? 

Te puede interesar