Por Constanza Suárez
16 agosto, 2019

¿Tuviste un mal día o ya no soportas a tu jefe? Puedes calmar tu rabia rompiendo televisores y computadores al ritmo de tu canción favorita.

¿Alguna vez has querido destrozar algo después de un largo día de trabajo? ¿O romper los platos de tu casa, lanzar todo de tu escritorio? Si peleaste con tu jefe o tus jornadas laborales se alargaron más de lo presupuestado, todos hemos pensado en armar un berrinche. Ahora existe una forma de hacerlo como adulto y sin terminar con tu hogar en ruinas.

Las salas de ira se han tomado varias ciudades del mundo, ofreciendo un lugar seguro para que las personas destruyan artefactos para botar el estrés. Puedes arrojar un plato a través de una habitación, llevar un mazo a una computadora vieja o besar una foto de tu ex con un palo de golf. 

60 No More Escape Room

Según Vice la primera sala de este tipo se abrió en Japón en 2008. Desde entonces se han extendido a países desde Serbia hasta el Reino Unido y Argentina. Y ahora acaban de inaugurar una en Chile. 

En el conocido Escape Room 60 No More, en Providencia, en la capital chilena abrió hace unas semanas la sala de la ira, donde pueden entrar una o dos personas. Qué por cierto, deben tener más de 18 años. 

60 No More Escape Room

Al entrar, un “Game Master” te explicará la dinámica y una vez que hayas firmado los consentimientos de responsabilidad, puedes pasar al “dressing room”, donde están los distintos elementos de protección personal y podrás elegir con qué destruir, según detalla el sitio web del lugar. 

Para mejorar la experiencia, puedes elegir una o más canciones para ambientar el momento. Sobre la mesa encontrarás elementos para destruir, y solo debes elegir una herramienta para lograrlo. 

60 No More Escape Room

“Una vez concluidos los 15 minutos de juego, llegó la hora de volver al mundo real. Ya has liberado las tensiones y podrás recomenzar tranquilamente”, detalló el Range Room.

60 No More Escape Room

 

 

Puede interesarte