Por Diego Aspillaga
8 noviembre, 2019

El cambio climático está cobrando una nueva víctima. El glaciar Taku -de 1,5 kilómetros de espesor- dejó de crecer por primera vez y ahora está retrocediendo a un ritmo acelerado debido a las altas temperaturas globales.

El cambio climático está cobrando una nueva víctima. 

Ubicado en Alaska (EE.UU), el glaciar Taku era de los pocos cuerpos de hielo que seguía creciendo a pesar del cambio climático que sufre nuestro planeta.

Pixabay

Eso hasta este año, cuando la masa del gigante congelado disminuyó por primera vez en la historia. 

Esto, de acuerdo a unas imágenes publicadas la NASA (Administración Nacional de la Aeronáutica y Espacio en inglés) donde se puede apreciar el retroceso del glaciar, el cual estaba previsto que sucedería en unos 80 años.

NASA

Al respecto, el especialista Mauri Pelto aseguró que «se esperaba que su masa y volumen fueran tan positivos que el glaciar iba a ser capaz de seguir avanzando por todo el siglo. Nadie esperaba que Taku comenzara a retroceder tan rápido».

Pelto ha estado observando a 250 glaciares alrededor del mundo hace 30 años, y Taku era el único que no mostraba signos de retroceso.

«Esto es importante para mí porque tenía a este glaciar para aferrarme. Pero ya no. Esto deja el marcador en calentamiento global: 250 y glaciares: 0», aseguró a Mail Online.

Pixabay

Al final del verano, la altura de la línea de nieve -el límite entre la nieve y el hielo sólido- representa donde el glaciar experimentó una cantidad igual de derretimiento y acumulación de nieve.

Si un glaciar experimenta más derretimiento que acumulación de nieve en una temporada, la línea de nieve migra a altitudes mayores.

NASA

Los investigadores pueden entonces calcular los cambios de masa de los glaciares rastreando el cambio de la línea de nieve.

Fue así como Pelto notó que Taku ya está en retirada.

 

Puede interesarte