El oficial estaba escondido en un arbusto al lado de la carretera, con una pistola de velocidad en sus manos. Posterior a la denuncia, la policía de la zona decidió retirarlo de dicho lugar.

Recibir una multa es algo que le puede arruinar el día a uno. Y saber que el policía que las pone se esconde para que uno no sé de cuenta, es algo que a muchos indignaría. Pero lo que este oficial no tenía en mente al esconderse, es que podían terminar fotografiándolo y exponiéndolo en las redes sociales.

Y eso fue lo que pasó. Ya que tras que el pasajero de uno de los automóviles que transitaba por una carretera en Petrie (al norte de Brisbane), viera algo extraño en los arbustos al costado de ella. Decidió observarlo más detenidamente, terminando por hallar a un policía escondido con una pistola de velocidad en sus manos. Enseguida agarró su celular y lo fotografió.


 
La fotografía fue ampliamente difundida tras que llegara a un grupo local de Facebook
. Su finalidad era advertir al resto sobre esta practica que hasta podría no ser legal. 

La fotografía generó opiniones adversas. Algunos decían que preferirían que hicieran todo lo posible para atrapar a los verdaderos criminales, otros decían que era una práctica permitida y que de hecho “deberían hacerlo más a menudo”. Mientras que habían otras personas que simplemente se fijaban en lo divertido de la situación:

“Espero que no haya hormigas, podría ser un poco incómodo”

– dijo una persona, según consigna Daily Mail.


 
La
Policía de Queensland al enterarse de las fotos, terminó por retirar al oficial de dicha ubicación. Anunciando que el incidente será también investigado.

“El oficial de la foto ha sido identificado y se le solicitó que deje de operar desde esa posición inmediatamente (…) La implementación se revisará según las pautas para el funcionamiento de este tipo particular de dispositivo”

– dijo la policía local en un comunicado.

En los hechos, según el manual de tráfico de la Policía de Queensland de abril de 2019, los agentes de policía pueden utilizar las pistolas de velocidad en lugares que tengan un historial de accidentes de tráfico o de incidentes por exceso de velocidad. Pudiendo ellos controlar desde un auto civil o policial, y con vestimenta de civil o uniforme en los lugares aprobados.

Puede interesarte