Por Daniela Morano
2 agosto, 2018

Los pasajeros presentes sólo miraban o intentaban encarar al hombre.

Parece broma la cantidad de noticias donde personas extranjeras, otro color de piel u otro acento son agredidas física o emocionalmente por ser “distintas”. El racismo y la xenofobia son temas reales, que muchos son incapaces de reconocer. Ciertas palabras en el lenguaje, de uso diario, pueden ser discriminadoras con un determinado grupo pero es difícil notarlo a veces ya que forman parte del día a día.

Sin embargo actuar de la manera en que esta mujer actuó con un pasajero de su bus es inaceptable y llega a ser preocupante su falta de preocupación, valga la redundancia, por la manera en que trató a este hombre.

Publimetro

El hecho ocurrió en Santiago, Chile, cuando un hombre venezolano subió a uno de los buses públicos. Según lo que él relata en el mismo video, le habría preguntado a la conductora por el nombre de una calle, tras lo cual ella habría respondido de mala manera.

Después de eso esta se acerca a él, le jala el cabello y lo intenta hacer bajar del bus. “No me vengas a grabar, bájate”, le dice a este cuando se percata de que comenzó a grabar lo que estaba ocurriendo. Subió nuevamente al bus y la mujer no tuvo problema en que la siguiera grabando.

Publimetro
Publimetro

Cuando el hombre intenta buscar apoyo en otros pasajeros, una mujer simplemente lo mira mientras que otro hombre presente lo encara, preguntándole por qué no grabó “lo que tú hablaste”.

Publimetro

Lamentablemente la historia queda incompleta pues se desconocen más detalles al respecto, como si acaso el agredido también agredió verbalmente a la otra persona antes de grabar. Habrá que esperar.

Puede interesarte