Por Alejandro Basulto
30 agosto, 2019

La actividad de emparejamiento fue organizada por la autoridad ferroviaria y la Liga de las Juventudes Comunistas. Tras su primera excursión en el año 2017, 10 parejas se han casado después de conocerse en el tren.

Encontrar el amor de la vida es siempre un reto. La media naranja en ocasiones, se demora mucho en aparecer, haciendo pensar a uno, que hasta tal vez, nunca aparecerá. Y eso ocurre en todos los países, debido a que encontrar a la pareja que a uno le acompañará y que ayudará a saciar todo el cariño que se desea entregar, es igual de difícil tanto en México como en Francia, y tanto en Rusia como en Australia.

Shutterstock

Y también es algo complejo en China. País en el que dado a su política de una presencia importante del Estado, en los asuntos tanto colectivos como individuales de sus ciudadanos, no se quedaron de brazos cruzados ante la presencia de más de 200 millones de personas solteras en el país. Por lo que la autoridad encargada de los ferrocarriles nacionales y la Liga de las Juventudes Comunistas, idearon un plan para que cada una de estas personas solteras hallaran a su media naranja.

Shutterstock

De esa manera más de 1.000 hombres y mujeres jóvenes se embarcaron en un viaje que jamás podrán olvidar. Uno nocturno y romántico, donde encontrarían a su pareja que tanto buscaban. Todo esto en un tren, que según Daily Mail, consta de 10 vagones y es conocido como Y999 «Love-Pursuit Train», que hace tres año funciona como una plataforma creativa para que los jóvenes puedan hallar a su media naranja. Y ya con 3.000 jóvenes que se han embarcado en sus viajes anuales, y las 10 parejas que se han casado tras ellos, este proyecto puede decir que han contado con cierto éxito.

Shutterstock

Finalmente, la última edición de este novedoso programa inició su viaje este miércoles desde la estación norte de Chingqing para una excursión que durará dos días y una noche, con miles de aspirantes que buscan hallar a su media naranja, quienes irán junto a las 70 personas que trabajan para la Oficina de Ferrocarriles de Chengdu. En un trayecto que contará con diferentes juegos y opciones gastronómicas, junto con un paso por una ciudad acuática llamada Zhuo Shui, para que pase lo que pase, sea una travesía inolvidable.

Puede interesarte