Es una forma de restablecer la confianza en el otro, pero… ¿funcionará?

Cada vez que vamos a comprar hay un vendedor que nos recibe el dinero, esto, para asegurarse de que paguemos lo que corresponde por el producto que hayamos elegido. Y si bien parece ser la forma más efectiva para que los negocios funcionen, un mini supermercado de Chile ha decidido privilegiar la confianza.

¿¡Cómo?!

Así es, tal como lo lees.

Twitter @Municipalidad Temuco

Resulta que en Temuco, una ciudad ubicada en la zona sur, se inauguró el primer «Kiosko de la Confianza», una especie de mercado pequeño que fue ubicado en la plaza Aníbal Pinto y que no cuenta con ningún vendedor que reciba el dinero de lo que se quiera comprar, y en su lugar hay una caja de cartón para depositarlo y cobrar el vuelto.

La sorprendente iniciativa fue desarrollada por la Municipalidad y busca principalmente restablecer la confianza entre las personas. «En nuestro Kiosko de la Confianza no habrá ninguna persona atendiendo ni cobrando, solo apelaremos a la confianza y transparencia de los temuquenses. Será una linda forma de valorar la honestidad de todos nosotros y fomentar la alimentación saludable», indicaron a través del Twitter oficial de la comuna.

Twitter @Municipalidad Temuco

En el puesto se pueden encontrar frutas y barras de cereal, que solo cuestan 200 pesos chilenos, y para quién no entienda cómo funciona, también están visibles las instrucciones de compra:

-Elige lo que deseas y tómalo

-Cualquier producto que escojas vale $200

-Si tienes el valor exacto, deposítalo en el espacio marcador. Si pagas con un valor mayor, toma de allí mismo tu vuelto

-Disfruta tu compra y cuéntale a los otros que en Temuco cada vez más ciudadanos están dispuestos a confiar en el otro

Twitter @Municipalidad Temuco

Cabe destacar que el dinero para iniciar el negocio fue donado por los mismos funcionarios de la Municipalidad, y todo lo recaudado será utilizado para comprar nuevamente los mismos productos que se venden allí.

Esperamos que la honestidad predomine y nos ayude a seguir teniendo fe en la humanidad.

Puede interesarte