Por Monserrat Del Pino
20 febrero, 2017

La gente no está contenta.

El nuevo Presidente de Estados Unidos Donald Trump ha viajado bastante con su familia desde que comenzó su administración y esto podría no ser bueno para las ciudadanos estadounidenses. La realidad es que con sus tres visitas al club Mar-a-Lago en Florida y los viajes de negocios de su hijo, Trump ha gastado en costos de viajes en un mes, casi lo que Obama gastaba en promedio en un año.

Según lo informado por The Independent, el presidente ha gastado en el mes que lleva su administración 11.3 millones de dólares provenientes de los impuestos de los ciudadanos. Por su parte, Barack Obama, gastó un total de 12.1 millones de dólares anuales en promedio durante sus 8 años de administración.

El presidente de Judicial Watch, Tom Fitton, afirmó al Washington Post que «esa es una manera costosa de manejar negocios, y el Presidente debería reconocer eso».

Esto ha sido motivo de enojo de los ciudadanos estadounidenses, no solo porque el dinero está saliendo técnicamente de sus bolsillos, sino porque el mismo Donald Trump había criticado los gastos en viajes de Obama en varias ocasiones durante su administración.

«Las vacaciones del Presidente @BarackObama le está costando a los pagadores de impuestos millones de dólares. ¡Increíble!»

Los costos de viaje de su hijo principalmente residen en el alto precio de poner a agentes del servicio secreto en sus viajes a Uruguay o República Dominicana.

¿Qué piensas de los gastos realizados por Donald Trump?

Puede interesarte