Por Alvaro Valenzuela
28 Noviembre, 2016

“Es es un niño con necesidades especiales y cuando sobresale es penalizado en lugar de ser alentado. Para ser honesta, no sabía si gritar o llorar”.

Un chico con autismo de sólo 9 años fue descalificado de una competición de natación luego de “nadar muy rápido” en la final, según dijo su madre. Rory Logan estaba compitiendo en las Olimpiadas Especiales Regionales en la ciudad de Bangor, al norte de Gales, y por culpa de esta medida podría no calificar a competencias mayores como el All Ireland, una competencia local a la que aspira entrar.

El niño nadó en la competencia de 50 metros en un minuto y tres segundos en la ronda de clasificación. Esto le permitió llegar a una final según reportó el sitio Belfast Live. Y Rory, a pesar de ser el competidor más joven, luego destrozó esta marca y la bajó a 53,15 segundos quedando por lejos en primer lugar.

Pero Briony, su madre, dijo a este medio que cuando hicieron la ceremonia de premiación a su hijo le entregaron un listón de participación en vez de una medalla por quedar en primer lugar.

Belfast Live
Belfast Live

“Rory se me acercó y dijo ‘Mamá no hice nada malo, gané justamente, ¿qué hice?’. Estaba completamente destruida por él”, dijo la madre. Luego de esto ella fue a averiguar que había sucedido y se llevó una terrible sorpresa.”Fui a hablar con los oficiales y básicamente me dijeron que había sido descalificado por nadar muy rápido. Nadie podía entender la decisión”, añadió.

Aparentemente según las reglas de la competición no se podía sobrepasar por más de un 15% los tiempos de clasificación para que de esta forma no se trate de clasificar en una división más baja en las finales.

 

“Rory nadó un 15.8% más rápido que en su clasificación pero alguien me podría explicar como un niño de nueve años podría calcular eso o estar confabulando. Soy la primera en admitir que Rory puede ser un poco flojo en los entrenamientos, sin embargo es muy competitivo y en el minuto que vio las medallas fue por ellas. Si hubiera empezado en falso o no hubiera tocado la muralla y fuese descalificado no tendría problema. Técnicamente fue perfecto porque me lo dijo uno de los oficiales, así que básicamente fue penalizado por estar concentrado“.

Al ver a su hijo tan triste Briony consideró retirarlo del resto de las competencias. Sin embargo, el chico luego decidió competir en otras dos y consiguió oro en relevos y 25 metros.

Belfast Live
Belfast Live

Según su madre Rory nada con nadadores comunes en su club de natación tres veces a la semana además de ser miembro de su club de olimpiadas especiales y por eso tiene una gran capacidad. “Ama nadar y se pone muy orgulloso de sí mismo cuando lo hace bien. Es un buen nadador, ha conseguido sobresalir por su cuenta y ahora está siendo disminuido por esforzarse más“.

“Lo más triste fue que cuando caminaba para su segunda carrera me dijo ‘Mamá si entro en esta carrera tengo que ir más despacio o me descalificarán nuevamente’. Yo le dije que salga y nade igual que antes pero tuve miedo de que lo descalificaran una segunda vez”.

A pesar del incidente, el niño terminó feliz por haber ganado las otras dos medallas aunque su madre quedó sentida con la actitud de los oficiales que parecían querer frenar a su hijo.

“Es es un niño con necesidades especiales y cuando sobresale es penalizado en lugar de ser alentado. Para ser honesta, no sabía si gritar o llorar”.

¿Qué opinas al respecto?

Te puede interesar