Por Moisés Valenzuela
14 septiembre, 2018

Si saliste por la noche no y terminaste con tu cabeza atascada, ¡pues no saliste!

Todos hemos tenido un día en el que despertamos y nos preguntamos “¿Cómo diablos…?”. Sin recordar mucho hemos tenido que pedir ayuda para construir la noche anterior y poder enterarnos, aunque sea un poco, de lo que anduvimos haciendo.

Pero déjame decirte que si no dormiste con la cabeza entre el tubo de escape y la rueda de una motocicleta, probablemente no llevaste la fiesta al máximo.

Youtube

Pero los vietnamitas sí saben cómo divertirse, y esto lo demostró un hombre de la provincia de Lai Chau, quien tuvo que ser liberado por un grupo de vecinos tras quedar con su cabeza atascada en una moto. 

El fiestero no despertó por la incomodidad, probablemente estaba teniendo el mejor sueño de su vida; despertó cuando los aldeanos comenzaron a reunirse en torno a él haciendo ruidos.

Cuando abrió los ojos, vio que la gente trabajaba con herramientas para poder quitarle el tubo de escape de la cara.

Youtube

Luego de ser liberado, su primera reacción fue frotarse el cuello. Su almohada no era la más blanda. Más tarde, el hombre aseguró que no tenía ni la más remota idea de cómo su cabeza había llegado ahí. 

Según testigos, el parrandero había estado bebiendo la noche anterior. ¡Como si no lo hubiéramos imaginado!

El curioso momento fue registrado por algunos de los vecinos que veían cómo el hombre era liberado. Por lo menos tendrá estas imágenes para recordar un poco y hacerse una idea de qué fue lo que sucedió en su fiesta que, al parecer, estuvo bastante divertida.

Puede interesarte