Por Alejandro Basulto
2 agosto, 2019

La joven eco-activista ha recibido un montón de ataques por parte de negacionistas. Sin dejar de mencionar, los que ella tilda de «campañas de odio», como cuando se burlan de su diagnóstico médico.

A sus 16 años, Greta Thunberg ha logrado convertirse en una de las voceras más reconocidas en los movimientos contra el cambio climático. Su inteligencia, su valentía y la consecuencia que demuestra, como cuando pronto viaje a América en un velero ecológico, la han hecho ser respetada y seguida por líderes alrededor de todo el mundo. Pero cuando la fama es tanta, no solo se consiguen muchos adherentes, sino que también los retractores no tardan también en llegar.

Reuters

Y en muchos casos, estos se han caracterizado por ser más duros con ella, de lo que deberían. Debido a que hay periodistas que no se moderan siquiera cuando se trata de una adolescente sueca de 16 años con Asperger. Porque, por difícil que parezca, hay muchos adultos que a la hora de argumentar, caen en insultos y burlas infantiles y vergonzosas. Como el periodista australiano, Andrew Bolt, quien terminó recibiendo una poderosa respuesta por parte de Greta.

Debido a que este periodista del medio australiano, Herald Sun de Melbourne, y que además es comentarista en Sky News, en una columna jugó relacionando los diagnósticos médicos de la adolescente con sus opiniones sobre el cambio climático.

AP

Cuando la profundamente trastornada Greta Thunberg expande su pánico climático, debemos preguntarnos por qué tantos líderes mundiales la escuchan (…) Nunca había visto a una niña tan joven y con tantos trastornos mentales tratada por tantos adultos como a un gurú. (…) Hay que preguntarse por qué tantos adultos, incluidos políticos electos, líderes empresariales, el Papa y los periodistas, tratan a una niña joven y rara con tanto asombro e incluso éxtasis”

– escribió el periodista Andrew Bolt en el Herald Sun.

Y la respuesta de Greta, quien lamentablemente se ha tenido que ir acostumbrando a recibir ataques de ese tipo, no se hizo esperar. Debido que a través de su cuenta en Twitter, la eco-activista respondió la ofensa, utilizando el insulto que recibió de una manera ingeniosa para demostrar lo equivocado que está el periodista.

EP

“Sí, estoy ‘profundamente perturbada’ por el hecho de que estas campañas de odio y conspiración puedan seguir porque los niños nos comunicamos y actuamos de acuerdo con la ciencia. ¿Dónde están los adultos?”

– escribió Greta en su Twitter.

De esta manera, Greta dio el tema por zanjado, para preocuparse por lo que de verdad le importa: seguir con su lucha contra el cambio climático.

Puede interesarte